Comunicados

Aumentar los niveles de confianza y optimismo, entre los…

  • La segunda fase de la Encuesta Virtual #MiVozMiCiudad de los programas Cómo Vamos, midió la percepción ciudadana sobre la calidad de vida durante noviembre de 2020, en 36 ciudades y municipios del país y en la cual participaron más de 30 mil ciudadanos.
  • Los resultados en Bogotá dieron cuenta que el 19% de los encuestados consideró que las cosas en la ciudad iban por buen camino, frente a un 59% que afirmó lo contario.
  • En esta oportunidad, junto con los resultados de la segunda fase de la Encuesta Virtual, Bogotá Cómo Vamos publica el documento: “¿Hacia dónde vamos?, aprendizajes y retos para Bogotá en medio de la pandemia”, el cual, a partir de los análisis del programa a lo largo del 2020, recoge 8 aprendizajes de la ciudad y propone un decálogo de propuestas para trabajar durante el próximo año.

Bogotá, 17 de diciembre de 2020

A partir de este 17 de diciembre se encuentran publicados los resultados desagregados para Bogotá de la segunda fase de la Encuesta Virtual #MiVozMiCiudad; realizada por los programas Cómo Vamos, la Red de Ciudades Cómo Vamos y Fundación Corona, y de la que hizo parte Bogotá Cómo Vamos, nuevamente contando con el apoyo de la firma Sensata UX. La encuesta es una nueva iniciativa de medición y monitoreo que recolecta información de bienestar subjetivo, con el fin de abrir espacios para que los ciudadanos manifiesten sus diferentes percepciones y situaciones, acerca de su calidad de vida durante la pandemia, y brindar insumos para la toma de decisiones durante la coyuntura por el COVID-19.

#MiVozMiCiudad es un complemento a la Encuesta de Percepción Ciudadana, que usa herramientas digitales y las redes sociales como mecanismos de innovación para la medición y análisis de información ciudadana; apoyándose en una metodología rigurosa, tanto en la recolección como para el análisis de los datos.

La segunda fase de la Encuesta Virtual #MiVozmiCiudad, en la que Bogotá Cómo Vamos se unió a otros 18 programas Cómo Vamos, recolectó información en temas presentados en la primera fase como: situación económica del hogar, salud mental, educación, seguridad y gestión pública entre otros; y se complementaron con temáticas relevantes para la calidad de vida, entre las que se incluye: calidad ambiental urbana, cultura, movilidad, reactivación económica y comportamiento ciudadano.

Los resultados de esta segunda encuesta virtual complementan los resultados de la primera fase publicados en octubre y se unirán a los resultados recolectados en la tercera fase que se realizará en febrero del 2021.


Sobre la encuesta en Bogotá:

La segunda fase de la encuesta se realizó entre el 5 y el 30 de noviembre de 2020 y participaron 2.398 personas de todos los niveles socioeconómicos; con rangos de edad que van desde 18 a más de 55 años y fue dividida en las siguiente zonas: norte (Usaquén y Suba), Centro Oriente (Barrios Unidos, Teusaquillo y Chapinero), Centro (Puente Aranda, Los Mártires, La Candelaria y Santa Fe), Sur Oriente (Rafael Uribe Uribe, Antonio Nariño, Usme y San Cristóbal), Sur Occidente (Bosa Tunjuelito y Ciudad Bolívar), y Occidente (Engativá, Fontibón y Kennedy).


Principales resultados en Bogotá:

Aumentar los niveles de confianza y optimismo, especialmente en ciudadanos entre 36 y 45 años: en la primera fase de la encuesta virtual el 25% de las personas consideró que las cosas iban por buen camino; en la segunda se ubicó en el 19%. El optimismo fue menor en el nivel socioeconómico bajo (17%) y en la población entre 36 y 45 años (15%). Por zonas de la ciudad, el optimismo en el norte y occidente fue del 17%, siendo los más bajos de la ciudad, mientras que el más alto se ubicó en el centro oriente (27%).

Los ciudadanos percibieron que los ingresos del hogar no alcanzan para cubrir los gastos mínimos: mientras que en la primera medición los resultados en este indicador dieron un porcentaje de 40%, en la segunda el 47% de los encuestados afirmó que los ingresos del hogar no alcanzan para cubrir los gastos mínimos. La percepción fue mayor en el nivel socioeconómico bajo (58%) y en la población entre los 46 y 55 años (57%). Otro de los resultados arrojados por la encuesta, dieron cuenta que el 24% dijo pasar hambre por falta de recursos, en la primera  etapa alcanzó el 16%. En el nivel socioeconómico bajo y en la población entre 46 y 55 años llegó al 31%, mientras que en la zona sur occidental alcanzó el 35% seguido por el sur oriente (27%).

Prevalece en jóvenes la percepción de un deterioro de su salud mental: al igual que en la primera encuesta, en esta oportunidad, con un resultado del 55%, nuevamente los jóvenes fueron quienes percibieron un mayor deterioro de su salud mental seguidos por los ciudadanos entre los 26 y 35 años (43%). Ahora, los resultados generales para la ciudad, continuaron igual frente a la primera medición de la encuesta virtual, al pasar de 41% a 42%.

La satisfacción con los servicios educativos sigue siendo un reto para la ciudad: frente a los resultados obtenidos durante la primera fase, en la segunda etapa los niveles de satisfacción con la educación que reciben los niños, niñas y jóvenes del hogar continúan siendo bajos; solo el 22% dijo sentirse satisfecho frente a un 43% insatisfecho. La satisfacción fue mayor en mujeres (25%) que en hombres (17%) y en el nivel socioeconómico alto (25%). Con relación a la opinión respecto a cuándo deben regresar los estudiantes a las aulas, el 51% consideró que deben retornar a clases presenciales cuando se tenga acceso a vacunas, 25% opinó volver en enero y 10% dijo lo antes posible.

El transporte colectivo predominó entre los modos de transporte más utilizados: el 60% de las personas encuestadas afirmó haberse movilizado 3 veces o más a la semana para ir a trabajo, estudio u otra actividad; entre ellas, el 27% dijo tener como principal medio de transporte el bus, buseta o colectivo (incluye SITP zonal), seguido de TransMilenio (23%) y el vehículo particular (15%). La preferencia por el transporte colectivo fue mayor en mujeres (35%), en los mayores de 55 años (31%), 36 y 45 años (31%) y en el nivel socioeconómico bajo (33%).

Los ciudadanos afirmaron sentirse más seguros en el barrio que en la ciudad: los resultados de la segunda medición dan cuenta que la percepción de seguridad continúa siendo baja. Mientras que el 13% de los encuestados afirmó sentirse seguro en el barrio, solo el 7% dijo sentirse seguro en la ciudad. La percepción de seguridad en el barrio, fue más alta en el nivel socioeconómico alto (21%), en los jóvenes entre 18 y 25 años (19%) y en el centro oriente (24%). Los resultados para el indicador de ciudad, fueron similares: las percepciones más altas se registraron en el nivel socioeconómico alto (11%), en la población entre 18 y 25 años y mayores de 55 (9% cada una) y en el centro oriente (14%) de la ciudad.

Preferencia por la reapertura que volver a un nuevo periodo de confinamiento: si bien en la primera medición, el 63% de los encuestados dijo estar de acuerdo con entrar a un nuevo periodo de confinamiento, en la segunda etapa el resultado fue solo del 44% frente a un 56% que opinó lo contrario. Los hombres (58%), los jóvenes entre 18 y 25 años (69%), el nivel socioeconómico alto (59%) y la zona norte de la ciudad (60%) fueron quienes más estuvieron en desacuerdo con entrar a un nuevo periodo de confinamiento.

Empleo, el principal tema de atención según los ciudadanos: durante esta segunda etapa, se preguntó a las personas sobre los temas a los que debería prestarle atención la Alcaldía durante la emergencia, los principales fueron: empleo, seguridad y convivencia, pobreza y salud.

Los resultados para Bogotá y la ficha técnica se pueden consultar en www.bogotacomovamos.org. Para el informe nacional:  https://redcomovamos.org/


¿Hacia dónde vamos?, aprendizajes y retos para Bogotá 2021 en medio de la pandemia:

En esta oportunidad, Bogotá Cómo Vamos acompaña los resultados de la segunda fase de la encuesta virtual con la publicación de un documento que resalta 8 aprendizajes y 10 propuestas para el 2021; el cual busca aportar en la reactivación de la ciudad, para que los tomadores de decisión, tanto públicos como privados, tengan un insumo al momento de formular, diseñar, ejecutar y evaluar las políticas y programas.

Entre los aprendizajes, se encuentra: cómo una buena gestión pública rinde frutos, en especial al momento de gestionar la crisis; también, cómo el trabajo multiactor y un abordaje integral de las problemáticas son el mejor camino; y, la importancia de seguir incorporando el concepto de ciudades inteligentes.

Ahora, entre el decálogo de propuestas para la ciudad se enumeran tales como: reactivación económica incluyente, garantizando la destinación de recursos para los hogares en situación de pobreza, así como, programas que establezcan nuevas iniciativas orientadas a una reactivación económica inclusiva para mujeres y jóvenes. De igual manera, resalta la importancia de monitorear el impacto de la pandemia en niñas, niños y jóvenes; y afianzar la propuesta de adaptación y mitigación al impacto del cambio climático. Ésta última, plantea seguir promoviendo mesas intersectoriales al momento de aterrizar la hoja de ruta, debido a que el sector privado, los medios de comunicación y la sociedad civil tienen un papel fundamental en la implementación de la agenda.

El documento completo, se puede consultar y descargar en www.bogotacomovamos.org.


Sobre Bogotá Cómo Vamos

Bogotá Cómo Vamos es un ejercicio ciudadano de iniciativa de La Fundación Corona, El Tiempo Casa Editorial, la Pontificia Universidad Javeriana y la Cámara de Comercio de Bogotá, que desde hace 22 años realiza un monitoreo y seguimiento a los cambios en la calidad de vida en la ciudad. El programa se ha caracterizado por ejercer un control social a la gestión pública de la capital, por medir las transformaciones de Bogotá y por realizar una veeduría propositiva que fomenta la rendición de cuentas de las diferentes administraciones frente a los temas que afectan la calidad de vida de los bogotanos. Esta alianza de la sociedad civil se ha mantenido unida con el propósito de mirar cómo avanza Bogotá; su ejercicio ha sido un mecanismo para promover gobiernos más transparentes y abiertos a la participación ciudadana.

Comunicados

Boletín Red Colombiana de Ciudades Cómo Vamos: aumentar la…

  • La segunda fase de la Encuesta Virtual #MiVozMiCiudad de los programas Cómo Vamos, midió la percepción ciudadana sobre la calidad de vida durante noviembre en 36 ciudades y municipios del país, y contó con la participación de más de 30 mil ciudadanos.
  • Aumentar la confianza y el optimismo entre los ciudadanos debe ser prioritario de cara a una recuperación de largo plazo. Sólo en una de las ciudades el optimismo entre los ciudadanos encuestados superó el 50%.
  • En la mayoría de temas analizados, se identificaron retrocesos y desmejoras frente al momento inicial de medición de la encuesta, lo cual pone en evidencia el impacto real y profundo de la pandemia.
  • La satisfacción con los servicios de salud mostró mejoría a lo largo de las ciudades encuestadas, y también entre los diferentes niveles socioeconómicos, superando la crisis inicial.
  • La seguridad ciudadana es una de los grandes perdedoras durante la pandemia, se requieren medidas integrales para atender los retos de percepción y victimización.

15 de diciembre de 2020. La Red de Ciudades Cómo Vamos y Fundación Corona publican a partir de esta semana los resultados de la segunda de las tres fases de la encuesta virtual #MiVozmiCiudad. Esta segunda entrega les tomó el pulso a los ciudadanos durante noviembre de 2020. La encuesta recoge información sobre bienestar subjetivo con el fin de visibilizar las percepciones ciudadanas sobre la calidad de vida durante la pandemia y brindar insumos para la toma de decisiones a nivel territorial durante la coyuntura por la COVID-19.

#MiVozMiCiudad es un complemento a la tradicional Encuesta de Percepción Ciudadana de los programas Cómo Vamos, que usa herramientas digitales y las redes sociales como mecanismos innovadores en la medición y análisis de información ciudadana, apoyándose en una metodología rigurosa, tanto en la recolección como en el análisis de los datos. En esta ocasión, la encuesta aumentó su cobertura a 36 municipios agrupados en 19 programas Cómo Vamos, donde más de 30 mil ciudadanos respondieron la encuesta. La encuesta incluye desagregaciones por grupos etarios, niveles socioeconómicos, género y zonas geográficas de las diferentes ciudades y municipios.

Los municipios que participaron en esta medición de la Encuesta Virtual fueron Armenia, Barbosa, Barranquilla, Bogotá, Bucaramanga, Buenaventura, Cajicá, Cali, Cartagena, Chía, Cogua, Cota, Cúcuta, Floridablanca, Gachancipá, Girón, Jamundí, Manizales, Medellín, Montería, Nemocón, Pereira, Piedecuesta, Puerto Colombia, Quibdó, Santa Marta, Socorro, Soledad, Sopó, Tabio, Tenjo, Tocancipá, Tuluá, Vélez, y Zipaquirá; que participaron en la primera fase y a los que se suman Ibagué y Yumbo para esta segunda fase.

Para esta segunda fase, se analizaron temas ya presentados en la primera fase como empleo, salud, educación, seguridad y gestión pública entre otros, y se complementaron con temáticas relevantes para la calidad de vida de las ciudades, más de 6 meses después del inicio de las medidas de confinamiento en nuestro país, entre las que se incluye la calidad ambiental urbana, cultura, reactivación económica y autopercepción de comportamiento ciudadano. “La incorporación de estos nuevos temas en la encuesta, permite tener una mirada más amplia y holística frente a los aspectos que tienen relación con la calidad de vida de los ciudadanos y evidenciar temas que son de alta relevancia en este momento en las ciudades; así como identificar los retos y oportunidades frente a las medidas que están tomando las alcaldías” dice Mónica Villegas, gerente de Educación para la Participación Ciudadana de la Fundación Corona


Principales hallazgos nacionales

  1. CLIMA DE OPINIÓN – Aumentar la confianza y el optimismo entre los ciudadanos debe ser prioritario de cara a una recuperación de largo plazo. Cerca del 50% de la población encuestada manifestó sentir que las cosas van por mal camino, versus un 30% que considera lo contrario. Para esta segunda edición, Barranquilla es la única ciudad donde la mitad de la población considera que las cosas van por buen camino, seguida por Pereira con 45%, Montería con 43% y Zipaquirá con 40%. Por su parte, en Quibdó, 8 de cada 10 ciudadanos y en Armenia 7 de cada 10, perciben que las cosas van por mal camino. Por grupos de edad, el porcentaje de personas entre los 18 y los 45 años presentan los niveles de optimismo más bajos con un 26%, mientras que los mayores de 55 años presentan niveles ligeramente más altos con un 36%.
  2. ALIMENTACIÓN – Atender la pobreza y su impacto en el bienestar debe ser un punto principal en la agenda de todos los actores. Los resultados de la segunda fase evidencian que, en las ciudades encuestadas, se agudizaron los problemas de bienestar y alimentación. En ciudades como Quibdó, Barranquilla, Cartagena y Santa Marta, 3 de cada 10 ciudadanos manifestaron que miembros de su hogar pasaron hambre durante la pandemia por falta de recursos. En Montería y Medellín el porcentaje superó el 25%. Por niveles socioeconómicos, se percibe una brecha entre los niveles bajos con 30% y los niveles más altos con 8%. En los niveles medios, 2 de cada 10 ciudadanos manifestaron que miembros de su hogar pasaron hambre durante la pandemia por falta de recursos.
  3. SATISFACCIÓN SALUD – Los servicios de salud comienzan a recuperarse luego de la crisis inicial, sin embargo, falta camino para recuperar la confianza ciudadana. La satisfacción con los servicios de salud mostró mejores resultados que a comienzos del periodo de confinamiento. En la gran mayoría de ciudades encuestadas, la satisfacción mostró variaciones entre el 3% y el 20% con respecto a la fase 1 de medición de la Encuesta Virtual. La mejoría más alta la reportó Barranquilla, con un aumento del 20%, mientras que Quibdó fue la única ciudad donde sus habitantes manifestaron una leve variación negativa en la satisfacción con los servicios de salud. No obstante, entre los 36 municipios encuestados, solo en 5 ciudades la satisfacción con los servicios de salud superó el 40%. Por niveles socioeconómicos, las cifras ofrecen resultados interesantes; mientras que en los niveles bajos la satisfacción alcanza un nivel de solo un 30%, en los niveles altos la satisfacción aumenta al 48%.
  4. EDUCACIÓN – La educación sigue presentando retos a lo largo de las ciudades, obligando a tomar más y mejores medidas desde los diferentes sectores. En general, 3 de cada 10 ciudadanos encuestados están satisfechos con los servicios educativos en las principales ciudades del país. Los encuestados en Quibdó, Cali y Armenia presentaron los niveles de satisfacción más bajos, alcanzando apenas el 25%. Los ciudadanos encuestados que presentaron los mayores niveles de satisfacción fueron residentes de Chía con 37%, Barranquilla con 33% y Zipaquirá y Montería con 32%. Sin embargo, en ningún caso la satisfacción superó el 40%. Con relación a la opinión de los ciudadanos con respecto a cuándo deben regresar los estudiantes a las aulas, en todas las ciudades, la mayoría (entre el 60% – 45%) consideran que la presencialidad se debe retomar una vez se tenga acceso a vacunas, esto representaría un reto frente al acceso y a la calidad de la educación sobre todo en sectores más vulnerables.
  5. SATISFACCIÓN MOVILIDAD – La moto, el transporte colectivo y el carro particular, predominan como los modos de transporte más utilizados durante la pandemia. Entre el 60% y el 75% de los ciudadanos encuestados manifestaron movilizarse 3 o más veces a la semana para ir a trabajar, estudiar u otras actividades. Entre este grupo de ciudadanos, los modos principales de transporte variaron a lo largo de las diferentes ciudades. En 7 de las ciudades capitales, el principal modo de transporte utilizado para movilizarse fue el servicio de buses colectivos, como fue el caso en Manizales, Barranquilla e Ibagué con niveles de uso del 37%, 33% y 30% respectivamente. Mientras tanto, en las otras 5 ciudades capitales, el principal modo de transporte utilizado fue la moto, como en el caso Quibdó, Montería, Cartagena, Armenia y Bucaramanga, con niveles del 70%, 45%, 29%, 28% y 25% respectivamente. Los modos de transporte con los mejores niveles de satisfacción fueron el carro particular con 75%, la moto con 73% y la bicicleta con 70%, mientras que los sistemas de transporte masivo presentan los niveles más bajos con apenas un 31%.
  6. CALIDAD AMBIENTAL – La calidad ambiental presenta importantes retos a lo largo de las ciudades encuestadas, especialmente en algunas ciudades capitales. En varias ciudades la insatisfacción con la calidad del aire, del agua, la gestión de los residuos y el ruido presentó niveles por encima del 60%, como por ejemplo en Quibdó con 69%, Yumbo con 67%, Buenaventura con 65% y Cúcuta con 60%. En ninguna de las ciudades, la satisfacción de los encuestados con la calidad ambiental superó el 50%. Las ciudades con la mejor percepción fueron Manizales con 48%, Montería con 46% y los municipios de la Sabana Centro de Bogotá (Cota, Cogua, Gachancipá, Nemocón, Sopó, Tabio, Tenjo) con 47%. Por grupos etarios, se perciben diferencias relevantes con relación a los niveles de insatisfacción con la calidad ambiental. Mientras que en los jóvenes la insatisfacción presentó niveles de 37%, este porcentaje incrementa progresivamente de acuerdo con la edad, llegando a un 53% de insatisfacción en las personas mayores de 55 años.
  7. SEGURIDAD – La seguridad ciudadana es una de los grandes perdedores durante la pandemia, se requieren medidas integrales para atender los retos de percepción y victimización. En las ciudades encuestadas, se deterioró la percepción de seguridad en los barrios, pero presenta mejores niveles que la percepción de seguridad en la ciudad. En todas las ciudades encuestadas, los habitantes se sienten más seguros en sus barrios que en la ciudad en general. En casos como Manizales, Pereira y Provincias Santander más del 45% de los ciudadanos se sienten seguros en sus barrios, mientras que en el resto de los municipios, el porcentaje de personas que se sienten seguros está por debajo del 30%. En Bogotá, Cúcuta y Quibdó, este porcentaje se encuentra inclusive por debajo del 15%. En relación con la percepción de seguridad en la ciudad, ninguna de las ciudades encuestadas presentó niveles superiores al 30%. Inclusive, en casos como Bogotá, Cúcuta y Quibdó nuevamente, el porcentaje de ciudadanos que se sienten seguros presentan cifras por debajo del 10%. Finalmente, en todas las ciudades la percepción de seguridad en los barrios disminuyó con respecto a la fase 1, con cambios entre el 10 y el 20%.
  8. COMPORTAMIENTO CIUDADANO – Los ciudadanos manifiestan una autopercepción positiva a las medidas de bioseguridad, sin embargo, perciben con desconfianza a sus conciudadanos. Mientras que en la mayoría de las ciudades más del 95% de los encuestados manifestó hacer uso del tapabocas siempre que salen a la calle o hace uso de medios de transporte, la percepción del comportamiento ajeno es opuesto. En general, la mayoría de las personas encuestadas tiene una percepción negativa frente al uso del tapabocas en lugares públicos por parte de otros ciudadanos. En ciudades como Buenaventura con 18%, Armenia con 22%, Cali con 22% e Ibagué con 23%, esta percepción negativa presenta los niveles más bajos, evidenciando una fuerte desconfianza frente al uso del tapabocas por la ciudadanía. El panorama mejora en ciudades como Barranquilla, Tocancipá y Cajicá, donde un 45% de encuestados reconoce un mejor comportamiento frente a estas medidas de bioseguridad.
  9. MEDIDAS DE REACTIVACIÓN – La reactivación económica debe propender por un abordaje integral y desde una mirada multidimensional que beneficie a todos los ciudadanos. En ninguna ciudad la satisfacción de los ciudadanos con las medidas de reactivación impulsadas superó el 50%. En Cartagena, Barranquilla, Pereira y Montería, entre el 49% y el 46% de la población encuestada manifestó sentirse satisfecha con las medidas tomadas por la alcaldía. En cambio, en ciudades como Quibdó, Cúcuta, Armenia, Ibagué y Cali, más del 50% de la ciudadana encuestada desaprobó las medidas implementadas. Entre los diferentes niveles socioeconómicos, la percepción se comportó de manera similar, con los niveles bajos, medios y altos presentando niveles de insatisfacción cercanos al 45% y niveles de satisfacción cerca del 35%.
  10. GESTIÓN ALCALDÍA – La gestión de las alcaldías presenta niveles de satisfacción variados a lo largo de las ciudades encuestadas, especialmente en las capitales. En cerca de la mitad de las ciudades, los ciudadanos encuestados manifestaron mayores niveles de insatisfacción con la forma en la que las alcaldías municipales han atendido la emergencia del coronavirus. La situación en ciudades como Quibdó con 75%, Cúcuta con 69% y Armenia con 64% presentan los niveles más altos de insatisfacción entre los encuestados. No obstante, y en cambio, en ciudades como Cartagena con 50%, Zipaquirá con 50%, Barranquilla con 50%, Pereira con 49% y Chía con 49% los ciudadanos registran una satisfacción más positiva con la gestión local, con porcentajes por encima o cercanos al 50%.

Los resultados de esta segunda encuesta complementan los resultados de la primera fase publicados en octubre pasado y se completarán con los resultados recolectados en la tercera fase que se realizará en febrero del 2021. Con este instrumento la Red Cómo Vamos realiza un análisis profundo y continuo de la percepción de la calidad de vida durante la pandemia, lo cual permitirá tener un seguimiento de la evolución y cambios en las necesidades de la ciudadanía. “En esta segunda fase, #MiVozMiCiudad nos permite continuar con el seguimiento y monitoreo a la percepción ciudadana durante la pandemia, profundizando sobre diferentes aspectos. Con este instrumento digital e innovador, podemos hacer un monitoreo continuo, identificando la evolución y los cambios en la percepción y la calidad de vida. Esta Encuesta Virtual se presenta como un importante complemento a nuestra tradicional Encuesta de Percepción Ciudadana, y confiamos que va a contribuir a una mejor toma de decisiones en las ciudades” dice Luis Hernán Sáenz, coordinador nacional de la Red de Ciudades Cómo Vamos.

Los resultados específicos para cada uno de los 19 programas Cómo Vamos, serán presentados en los próximos días. Con estos se podrá conocer con detalle cómo le fue a cada uno de los 36 municipios en la segunda fase de #MiVozMiCiudad.

Para conocer los resultados completos del informe nacional puede consultar la página web de la Red de Ciudades Cómo Vamos (www.redcomovamos.org) y de Fundación Corona (www.fundacioncorona.org ).


Acerca de Fundación Corona Somos una organización de segundo piso y de origen familiar que durante más de medio siglo ha contribuido al mejoramiento de la calidad de vida, el desarrollo social y la reducción de las inequidades en Colombia. Por medio de la educación y a partir de dos líneas de acción: Educación orientada al Empleo y Educación para la Participación Ciudadanía; en la Fundación Corona buscamos contribuir al fortalecimiento de capacidades que mejoren el bienestar de las poblaciones vulnerables.

Acerca de la Red de Ciudades Cómo Vamos La Red de Ciudades de Cómo Vamos (RCCV) es una alianza entre el sector privado y la sociedad civil centrada en la generación de información confiable y comparable, para medir y hacer un seguimiento de la calidad de vida y la sostenibilidad en las ciudades colombianas. La RCCV tiene como objetivo contribuir al desarrollo de gobiernos locales más efectivos y eficientes, y de ciudadanías más informadas, responsables y participativas. Actualmente, la Red reúne 21 iniciativas que agrupan 45 municipios del país, incluyendo 15 ciudades capitales/distritos y es liderada por los programas Cómo Vamos y la Fundación Corona. Adicionalmente cuenta con el apoyo de la Cámara de Comercio de Bogotá, el periódico El Tiempo y la Universidad Javeriana como socios nacionales, y de más de 150 socios a nivel regional.

Acerca de Sensata UX Sensata UX es una agencia de investigación centrada en la comprensión y medición de problemáticas sociales, culturales y de mercado. Nuestra mayor innovación yace en la combinación de tecnologías digitales, investigación centrada en el usuario y las más actuales teorías de las ciencias sociales, para entender el por qué detrás del comportamiento de los usuarios.

Comunicados

Este jueves se publican los resultados Bogotá de la…

  • “Mi Voz Mi Ciudad” es una nueva iniciativa de medición y monitoreo que la Red de Ciudades Cómo Vamos y la Fundación Corona, realizan con el fin de recoger información de percepción ciudadana y calidad de vida para brindar insumos para la toma de decisiones durante la coyuntura.
  • Los resultados de la segunda entrega para la capital del país, corresponden a la percepción de más de 2 mil personas que respondieron la encuesta en noviembre. 
  • Los resultados serán publicados en la página web de Bogotá Cómo Vamos bogotacomovamos.org el jueves 17 de diciembre de 2020, a partir de las 9:00 a.m. Estos están acompañados del documento “¿Hacia dónde vamos?, aprendizajes y retos para Bogotá 2021 en medio de la pandemia”.

Bogotá, 16 de diciembre de 2020

Este jueves 17 de diciembre, Bogotá Cómo Vamos publica los resultados desagregados para la capital de la segunda fase de la Encuesta virtual “Mi Voz Mi Ciudad”, que muestra la opinión ciudadana en temas como: situación económica, seguridad, empleo, salud mental, movilidad, comportamiento ciudadano, gestión de la Administración, entre otros.

Esta segunda fase, en la que participó Bogotá junto con otros 18 programas Cómo Vamos, tuvo como objetivo generar información sobre la evolución y cambios en las percepciones y necesidades de la ciudadanía en medio de la reactivación económica.

Los resultados en Bogotá corresponden a la percepción de 2.398 personas que respondieron el formulario entre el 5 y el 30 de noviembre de 2020. Los datos obtenidos se muestran de manera desagregada por nivel socioeconómico, género, rangos de edad y zonas de la ciudad.

“Mi Voz Mi Ciudad” es el nombre de la serie de encuestas virtuales que la Red de Ciudades Cómo Vamos y Fundación Corona lanzaron en el mes de julio con diferentes programas Cómo Vamos a nivel nacional, con el fin de medir el bienestar subjetivo en estos territorios.  Luego de la divulgación de los resultados de la primera fase de la encuesta a comienzos del mes de octubre, se realizó la segunda encuesta (de las tres que se tienen previstas), la cual busca continuar con el monitoreo de la percepción ciudadana.

En esta oportunidad se indagó sobre 12 temáticas claves, como la percepción de la calidad de vida en sus ciudades, el optimismo de sus habitantes, empleo, salud, pobreza, educación, movilidad, seguridad, cultura, comportamiento ciudadano ante las medidas adoptadas para enfrentar la Covid-19, gestión de las alcaldías, entre otras.

Bogotá Cómo Vamos acompaña los resultado de la segunda fase de la encuesta virtual, con la publicación del documento: ¿Hacia dónde vamos?, aprendizajes y retos para Bogotá 2021 en medio de la pandemia; el cual, a partir de los análisis de Bogotá Cómo Vamos a lo largo del 2020, recoge 8 aprendizajes y propone un decálogo de propuestas para trabajar en la ciudad durante el próximo año.

Los resultados nacionales de la segunda etapa de recolección de #miVozmiCiudad están publicados en la página web de la Red de Ciudades Cómo Vamos www.redcomovamos.org y la información desagregada para Bogotá, será publicada mañana jueves 17 de diciembre en la página web de Bogotá Cómo Vamos www.bogotacomovamos.org junto con el documento de aprendizajes y retos 2021.

Artículos

#MiVozMiCiudad realizará la segunda encuesta virtual

  • Luego del éxito de la primera encuesta virtual, en la que participaron más de 60 mil personas en 34 municipios del país, la Red de Ciudades Cómo Vamos y Fundación Corona lanzan a partir de esta semana la segunda fase de #miVozmiCiudad
  • Esta será la segunda de tres fases que se realizarán y los resultados se publicarán antes de que finalice el 2020, dando continuidad al monitoreo de la percepción ciudadana sobre la calidad de vida durante la Covid 19.
  • Nuevamente se hace una invitación a los ciudadanos a participar de la encuesta, independientemente si participaron o no de la primera, y a estar atentos a los resultados que presentan el pulso a las ciudades en una coyuntura clave para el país.

5 de noviembre de 2020

 “Mi Voz Mi Ciudad” es el nombre de la serie de encuestas virtuales que la Red de Ciudades Cómo Vamos y Fundación Corona lanzaron en el mes de julio con 17 programas Cómo Vamos a nivel nacional, con el fin de medir el bienestar subjetivo en estos territorios. Luego de la divulgación de los resultados de la primera fase de la encuesta, a comienzos del mes de octubre en la que participaron más de 60 mil personas en 34 municipios del país, llega la segunda encuesta (de las tres que se tienen previstas), la cual busca continuar con el monitoreo de la percepción ciudadana, ahora en 36 municipios a través de 19 programas Cómo Vamos. En esta oportunidad se indagará sobre 12 temáticas claves, como la percepción de la calidad de vida en sus ciudades, el optimismo de sus habitantes, empleo, salud, pobreza, educación, movilidad, seguridad, cultura, comportamiento ciudadano ante las medidas adoptadas para enfrentar la Covid-19, gestión de las alcaldías, entre otras.

Esta segunda fase tiene como objetivo generar información sobre la evolución y cambios en las percepciones y necesidades de la ciudadanía en medio de la reactivación económica y en momentos en que el país y el mundo siguen siendo afectados por la pandemia de la Covid-19. Por esta razón nuevamente se hace una invitación a la ciudadanía para que participen del ejercicio.

Los resultados de la primera encuesta evidenciaron que el 30% de los ciudadanos que participó cree que las cosas van por buen camino, frente a más de un 40% que considera que las cosas van por mal camino. “La primera Encuesta evidenció que hay un sentimiento colectivo de negativismo frente a la situación de las ciudades. En especial son los jóvenes quienes más lo manifiestan. Esto implica un reto importante y más en esta coyuntura en dónde vemos un gran descontento frente a la forma en cómo se relacionan los Alcaldías con los ciudadanos, se requiere mejorar la comunicación frente a las medidas, abrir espacios de participación de calidad, así como invertir en acciones que promuevan el goce responsable en la ciudad”, Mónica Villegas, Gerente de Proyectos de Fundación.

Debido a la coyuntura de la Covid-19 y como respuesta a las medidas de distanciamiento social, los Cómo Vamos adelantan esta iniciativa como una oportunidad para tener mediciones sobre la percepción de la calidad de vida en diferentes momentos del desarrollo de la pandemia durante el 2020 e inicios de 2021. Se espera aportar información sobre el clima de opinión en los territorios, en tiempos de un profundo cambio social y económico y aportar a la toma de decisiones por parte de los tomadores de decisiones.

Los habitantes de Armenia, Barbosa, Barranquilla, Bogotá, Bucaramanga, Buenaventura, Cajicá, Cali, Cartagena, Chía, Cogua, Cota, Cúcuta, Floridablanca, Gachancipá, Girón, Ibagué, Jamundí, Manizales, Medellín, Montería, Nemocón, Pereira, Piedecuesta, Puerto Colombia, Quibdó, Santa Marta, Socorro, Soledad, Sopó, Tabio, Tenjo, Tocancipá, Tuluá, Vélez, Yumbo y Zipaquirá podrán, podrán acceder a la encuesta donde responderán preguntas alrededor del clima de opinión de su ciudad en medio de la coyuntura actual.

La Red de Ciudades Cómo Vamos está compuesta por 21 programas Cómo Vamos a nivel nacional, que reúnen a 45 municipios donde habita cerca del 60% de la población urbana de Colombia. Los socios nacionales de esta iniciativa son Fundación Corona, El Tiempo Casa Editorial, Pontificia Universidad Javeriana y la Cámara de Comercio de Bogotá, y cuenta con más de 150 socios a nivel local en los diferentes programas Cómo Vamos.

Los resultados de esta segunda encuesta se divulgarán a mediados del mes de diciembre. La tercera y última fase de las que se tienen previstas en el marco de #miVozmiCiudad será lanzada en 2021. Los resultados nacionales de la primera encuesta pueden ser consultados en: http://redcomovamos.org/octubre-2020-resultados-1ra-medicion-encuesta-virtual-mivozmiciudad/) y en la página web de Fundación Corona.

Los resultados de la primera fase en Bogotá pueden ser consultados en: https://bogotacomovamos.org/encuesta-virtual-mi-voz-mi-ciudad-bogota/

Artículos

¿Cómo vamos en primera infancia?

* Los resultados presentados por los programas “Cómo vamos” y la Fundación Éxito sobre el estado de la primera infancia, muestran la importancia de incluir, por parte de las Administraciones, los indicadores de desnutrición en su planeación y gestión.

* Activar medidas de atención en salud y seguimiento del crecimiento y desarrollo de los menores de 5 años, otro de los llamados a la acción.

*Inseguridad alimentaria y pesimismo marcaron las percepciones en la Encuesta Virtual #MiVozMiCiudad.


4 de noviembre de 2020

Los informes ¿Cómo vamos en primera infancia? elaborados por los programas ‘Cómo Vamos’ con información analizada para 2019 en Bogotá, Medellín, Cali y Manizales, presentan un análisis sobre el estado de salud y nutrición de los niños y niñas en indicadores como: prevalencia de bajo peso al nacer, prevalencia de desnutrición crónica, aguda y la duración de mediana de lactancia materna, cuya situación de vulnerabilidad puede verse agudizada por la emergencia sanitaria.

En este sentido, los ‘Cómo Vamos’ proponen a los gobiernos locales activarse en favor de la niñez más necesitada a partir de datos y hechos concretos, que facilitan la efectividad de las decisiones que deben tomar como responsables de garantizar los derechos fundamentales de los niños y niñas de sus territorios; considerando que, además del impacto en su bienestar presente, pueden tener consecuencias en su desarrollo cognitivo, físico y emocional para el futuro.

Desde 2019, varios programas ‘Cómo Vamos’ y Fundación Éxito trabajan en alianza para socializar, con información y datos estadísticos objetivos, las condiciones de vida de los niños y niñas menores de 5 años. Su propósito es ayudarles a los gobiernos a trazar políticas públicas basadas en evidencia y promover la participación informada de la ciudadanía en decisiones dirigidas a garantizar el bienestar de la Primera Infancia.


¿Cómo íbamos antes de la pandemia?: principales resultados por indicadores.  

  • Aumento en desnutrición crónica: A diferencia de Cali, que para 2019 tuvo un resultado en el indicador de prevalencia de desnutrición crónica de 7% con tendencia a la baja respecto a los resultados arrojados para 2017, Bogotá (16,2%) Medellín (7,4%) y Manizales (13,1%) subieron respecto a 2018. Medellín se destacó por ser la única ciudad, de las 4 mencionadas, al priorizar el indicador de desnutrición crónica o retraso en talla en niños y niñas menores de 5 años en su plan de desarrollo.
  • Manizales tuvo la desnutrición aguda más alta: Si bien los resultados para las 4 ciudades dan cuenta de una tendencia por el aumento en el indicador de prevalencia de desnutrición aguda o déficit de peso para la talla en niños y niñas menores de 5 años, Manizales en 2019 tuvo la más alta con un resultado de 3,3%. Por su parte los resultados para Medellín y Cali fueron de 1,6% y 310 casos por cada 100.000 niños menores de 5 años[1] Entre el grupo, se destaca Bogotá con la tasa más baja entre las 4 ciudades analizadas, al registrar un valor para 2019 de 1,2%. A excepción de Cali, las otras 3 ciudades, incluyeron como meta el indicador en su plan de desarrollo.
  • Bogotá presentó la prevalencia más alta en bajo peso al nacer: El bajo peso al nacer, que es uno de los determinantes de la desnutrición crónica, presentó en 2019 un descenso en Cali y Medellín quienes tuvieron resultados de 8,8% y 10,1%, respectivamente. Por su parte, Manizales registró un valor de 10,7% y Bogotá, entre las 4 ciudades analizadas, tuvo la prevalencia más alta con un resultado de 14%. Manizales destacó entre el grupo, al incluir el indicador dentro de las metas de Plan de Desarrollo.
  • Medellín, Cali y Manizales no reportan datos de mediana de lactancia materna: Es positivo para Bogotá el hecho de que sea la única ciudad de las 4 analizadas, que mide regularmente la mediana de lactancia materna exclusiva (2,9 meses en 2019). Si bien hay mucho aún por hacer, considerando que la OMS recomienda que sea de manera exclusiva 6 meses, la medición facilita la trazabilidad y orienta el esfuerzo para aumentarla. Preocupa que en las demás ciudades no se reporte este dato.

Percepción en tiempos de cuarentena, resultados de la Encuesta Virtual #MiVozMiCiudad

Entre julio y agosto 2020 los programas Cómo Vamos de Bogotá, Medellín, Cali y Manizales participaron en la Encuesta Virtual ‘Mi Voz Mi Ciudad’ que recolectó información sobre la afectación que los hogares con niños y niñas menores de 5 años tuvieron durante este periodo de cuarentena, e indagó sobre temas como inseguridad alimentaria y perspectivas ciudadanas en torno a la primera infancia.

  • Un porcentaje de encuestados consideró que la alimentación de los niños menores de 6 años durante la cuarentena fue insuficiente: 13,2% en Cali; 14,2% en Bogotá; 13% en Manizales y 21% en Medellín.
  • Un alto porcentaje de los hogares con niños menores de 5 años que respondieron, mencionó que algún miembro de la familia pasó hambre: 32% en Medellín; 21% en Cali; 14% en Manizales y 20% en Bogotá.
  • La Encuesta indagó respecto de las perspectivas que tienen los hogares en relación con las condiciones para el desarrollo de la primera infancia al final de 2020. Bogotá fue la ciudad más pesimista, pues el 29% de los encuestados respondieron que las condiciones empeorarán, seguido de Manizales (22%), Cali (21%) y Medellín (20%).

Los retos por la primera infancia

  1. Focalizar esfuerzos en las zonas de las ciudades donde se identifica una mayor cantidad de niños y niñas menores de 5 años en situación de vulnerabilidad, especialmente a los hogares más susceptibles a los efectos negativos que se generan por la pandemia y el confinamiento.
  2. Generar estrategias para fortalecer la atención de madres gestantes en materia de controles prenatales y la atención a niños menores de 5 años (citas de pediatría, crecimiento y desarrollo y vacunación)
  3. Promover el cierre de la brecha que se genera por la desigualdad en el acceso a la educación virtual, que afecta principalmente a los niños más vulnerables.
  4. Garantizar la recolección de información antropométrica e indicadores de salud y nutrición que se suspendió a causa de la pandemia, en tanto esta información es un insumo clave para la toma de decisiones de política pública en primera infancia.

Bogotá Cómo Vamos y Fundación Éxito proponen Índice de Situación Nutricional en la Primera Infancia para Bogotá

El Índice de Situación Nutricional en la Primera Infancia ofrece una línea de base que permite identificar las localidades que son más susceptibles a los choques generados por la pandemia. Los resultados del estudio son una radiografía previa a la crisis, dado que la información corresponde a años anteriores. Esta herramienta permitirá a los diferentes sectores de la administración distrital identificar los territorios con mayor presencia de hogares con peor situación nutricional, para así focalizar el trabajo intersectorial en el marco de los programas de apoyo alimentario que actualmente operan en el Distrito Capital.

El índice se calculó para 19 localidades, a excepción de Sumapaz, que por ser una localidad rural, los datos provenientes de la Encuesta Multipropósito no son comparables con los datos para el área urbana. Los resultados se consolidan a partir de la agrupación de variables en:

  • Dimensión Socioeconómica: relacionada con determinantes socioeconómicos de la situación nutricional en los hogares que se recogen en el Índice de Pobreza Multidimensional (IPM).
  • Dimensión Seguridad Alimentaria: relacionada con la percepción de seguridad alimentaria en los hogares. Contiene la variable de prevalencia de seguridad alimentaria.
  • Dimensión Estado Nutricional en niños y niñas menores de 5 años: es la expresión de condiciones de vulnerabilidad, así como de estados de inseguridad alimentaria en los hogares. Para esta dimensión se tomaron 4 variables: 1) bajo peso al nacer; 2) desnutrición crónica; 3) exceso de peso y 4) lactancia materna.

Para el índice se obtuvieron 4 categorías de desempeño frente a la situación nutricional de la primera infancia, con la siguiente clasificación: alto (69 y más); medio alto (59 a 68); medio bajo (37 a 58) y bajo (menos de 37).

Principales resultados

Las localidades con un desempeño alto se encuentran al norte de la ciudad y, en la medida en que se avanza hacia el sur de la ciudad se observa un deterioro paulatino en el desempeño del índice; coincidiendo con el patrón de deterioro de las condiciones de vida y de seguridad alimentaria en el Distrito Capital.

Las localidades de Santa Fe, Rafael Uribe Uribe, San Cristóbal, Usme, Ciudad Bolívar, al ser las de peor desempeño en el Índice de Situación Nutricional en la Primera Infancia, pueden llegar ser las más afectadas por el impacto de la pandemia.

  • Desempeño Alto: se encuentran las localidades de Teusaquillo, Chapinero, Usaquén, Barrios Unidos y Engativá; las cuales cuentan con condiciones que en su conjunto favorecen la situación nutricional de niños y niñas.
  • Desempeño Medio-alto: se encuentran las localidades de Los Mártires, Suba, Puente Aranda y La Candelaria; y su puntaje se da más por el detrimento en la dimensión de seguridad alimentaria.
  • Desempeño Medio-Bajo: se encuentran las localidades de Kennedy, Fontibón, Antonio Nariño, Bosa y Tunjuelito. En ellas hay un deterioro en las condiciones socioeconómicas que se manifiestan en la seguridad alimentaria y en los efectos en el estado nutricional de niños y niñas, lo que podría implicar a mediano plazo, mayores prevalencias en desnutrición crónica, bajo peso al nacer y desnutrición aguda.
  • Desempeño Bajo: se encuentran las localidades de Santa Fe, Rafael Uribe Uribe, San Cristóbal, Usme y Ciudad Bolívar. En estas localidades hay un deterioro en las tres dimensiones del índice, siendo las localidades con las peores condiciones de situación nutricional en la primera infancia.

“No se puede mejorar el estado nutricional de niños y niñas si no se interviene en los determinantes socioeconómicos asociados a la seguridad alimentaria y nutricional, más aún con los efectos que ha tenido la pandemia en el contexto económico y social.  Este impacto sin duda se verá reflejado en la situación nutricional de la primera infancia”, agrega el informe de Bogotá.

[1] Cali presenta los datos en tasa por cada 100.000 habitantes por lo que no es comparable con las otras tres ciudades.


Puede descargar el documento completo de Bogotá Cómo Vamos, aquí

Artículos

La niñez en 2019: panorama y retos Covid-19

 

  • Programas “Cómo vamos” y Fundación Éxito presentarán este 4 de noviembre indicadores del estado de la primera infancia que pueden agudizarse por la pandemia en las ciudades de Cali, Bogotá, Medellín y Manizales.
  • La inseguridad alimentaria y la suspensión de servicios como controles prenatales, revisiones de crecimiento y desarrollo, vacunación, atentan contra el bienestar de la niñez más necesitada.
  • En Cali Bogotá y Manizales, se observó entre 2018 y 2019, un incremento en la prevalencia de desnutrición aguda. Este es uno de los datos que estaremos revisando en la presentación

3 de noviembre de 2020

La emergencia sanitaria amenaza con debilitar la situación social, la salud y la nutrición miles de niños y niñas menores de 5 años en 4 capitales de Colombia, que habían alcanzado niveles preocupantes en 2019.

El análisis de indicadores de desnutrición crónica, desnutrición aguda, peso al nacer, la desigualdad dentro de las mismas ciudades y el efecto que el COVID-19 ha tenido en la población infantil, son algunos de los temas que se incluyen en el informe: ¿Cómo vamos en primera infancia? preparado por los programas Cómo Vamos con información analizada para 2019 en Cali, Manizales, Medellín y Bogotá.

Esta radiografía sustentada en información objetiva se complementa con los resultados de la Encuesta Virtual #MiVozMiCiudad sobre la afectación que, los hogares con niños y niñas menores de 5 años han tenido por la emergencia y que indaga sobre temas como inseguridad alimentaria y perspectivas ciudadanas en torno a la primera infancia.

En la discusión y el análisis estarán presentes Ana María Ibáñez, asesora principal de la Vicepresidencia de Sectores y Conocimiento del BID, Ernesto Cortés, Editor Jefe de El Tiempo y los representantes de los programas Cómo Vamos de Bogotá, Medellín, Cali y Manizales.

¿Cómo trabajarán los mandatarios locales para recuperar indicadores de desnutrición que no fueron incluidos en los planes de desarrollo territoriales?; ¿por qué es grave para las personas y para las ciudades no combatir la desnutrición en los primeros años de vida? Expertos pondrán sobre la mesa recomendaciones prácticas para que las administraciones municipales puedan dar respuesta a estas inquietudes.

Al respecto, Paula Escobar, directora ejecutiva de la Fundación Éxito expresa que: “Este ejercicio nos ha permitido identificar las problemáticas particulares que tienen cada una de estas cuatro ciudades, lo cual es de vital importancia en un contexto como el que estamos viviendo, pues esta información sirve de insumo para la administración municipal para orientar esfuerzos para atender a la primera infancia durante y después de la pandemia”

Artículos

¿Cuál fue la percepción de los ciudadanos sobre su…

Se presentan los resultados de la Encuesta Virtual #MiVozMiCiudad de los programas Cómo Vamos, la cual midió la percepción ciudadana sobre la calidad de vida durante la el confinamiento nacional.

  • La Encuesta Virtual #MiVozMiCiudad recolectó información en 34 municipios del país, contó con la participación de más de 60 mil ciudadanos e indagó sobre 11 temáticas diferentes como optimismo, situación económica, salud, educación y seguridad durante el confinamiento.
  • El 30% de los ciudadanos que participó en la encuesta virtual cree que las cosas van por buen camino, frente a más de un 40% que considera que las cosas van por mal camino.
  • Los resultados muestran altos porcentajes de población que se considera pobre, insatisfecha con la educación recibida durante el confinamiento, además de un deterioro de la salud mental, especialmente en los jóvenes.

Bogotá, 1 de octubre dee 2020. Hoy se presentaron los resultados de la Encuesta Virtual #MiVozMiCiudad realizada por los programas Cómo Vamos, la Red de Ciudades Cómo Vamos y Fundación Corona, con el apoyo de la firma Sensata UX. La encuesta es una nueva iniciativa de medición y monitoreo que recolecta información de bienestar subjetivo con el fin de abrir espacios para que los ciudadanos manifiesten sus diferentes percepciones y situaciones acerca de su calidad de vida durante el confinamiento y brindar insumos para la  toma de decisión durante la coyuntura actual por la COVID-19. #MiVozMiCiudad es un producto adicional y complementario a la tradicional Encuesta de Percepción Ciudadana de los programas Cómo Vamos, que usa herramientas digitales y las redes sociales como mecanismos de innovación para la medición y análisis de información ciudadana; contó con una metodología rigurosa y estrictos protocolos de seguridad informática y cuenta con la rigurosidad que ha caracterizado por más de 20 años a los programas Cómo Vamos.

Esta iniciativa contará con tres fases de medición, desde julio de 2020 hasta marzo de 2021. En su primera fase, #MiVozmiCiudad contó con la participación de 17 programas Cómo Vamos y recolectó información en 34 municipios del país alrededor de 11 temáticas como: empleo, salud, movilidad, seguridad, comportamiento ciudadano y gestión pública, entre otros. Durante un periodo de 4 semanas, se recopiló la opinión de más de 60 mil ciudadanos de diferentes rangos de edad, género, zonas geográficas y niveles socioeconómicos de las ciudades y municipios. La primera de las tres entregas de resultados se podrá ver en vivo a partir de las 10 a.m. en los canales digitales de la Red de Ciudades Cómo Vamos (/redcomovamoscol), Fundación Corona (/fundcorona) y el periódico EL TIEMPO.


Sobre la encuesta:

La primera fase de la encuesta se realizó del 21 de julio al 18 de agosto de 2020, a personas mayores de 18 años pertenecientes a todos los niveles socioeconómicos y habitantes de las zonas urbanas de Armenia, Barbosa, Barranquilla, Bogotá, Bucaramanga, Buenaventura, Cajicá, Cali, Chía, Cogua, Cota, Cúcuta, Floridablanca, Gachancipá, Girón, Jamundí, Montería, Nemocón, Piedecuesta, Quibdó, San Gil, Santa Marta, Socorro, Sopó, Tabio, Tenjo, Tocancipá, Tuluá, Vélez y Zipaquirá y de las zonas urbanas y rurales de Cartagena, Manizales, Medellín y Pereira. Adjunto se encuentra la ficha técnica y una reseña sobre Sensata UX.


 Hallazgos nacionales

 Entre los hallazgos más relevantes a nivel nacional se identificaron 11 temáticas claves que permiten dar una perspectiva general sobre la percepción de la calidad de vida durante el periodo de confinamiento. “Indagar en los estados subjetivos de bienestar es de gran relevancia para las políticas públicas. Mediciones como esta nos permiten conocer las percepciones de los individuos respecto a la calidad de vida, sin estar limitada a la evaluación de terceros ni a lo que los gobiernos crean que es lo deseable para una buena vida. Esto hace que ejercicios como #MiVozMiCiudad sean útiles para complementar la información entregada por los indicadores económicos y sociales tradicionales” dice Mónica Villegas, gerente de Educación para la Participación Ciudadana de Fundación Corona.

  • La pobreza subjetiva alcanza altos porcentajes en varias ciudades del país. El porcentaje de personas que afirmaron considerarse pobres presenta valores superiores al 40% en varias de las ciudades donde se realizó la encuesta, como es el caso de Quibdó (46,3%), Montería (46,1%) Cartagena (43,9%), Buenaventura (43,1%) y Barranquilla (40,5%). Al analizar por niveles socioeconómicos, los estratos bajos (1 y 2) son quienes reportan porcentajes más altos de pobreza subjetiva alcanzado un 40%, por su parte en los estratos medios (3 y 4) esta cifra alcanza un 20% y en los estratos altos (5 y 6) un 8%.
  • En la mayoría de las ciudades encuestadas prima el pesimismo. Más de un 40% de la población encuestada manifestó sentir que las cosas van por mal camino, versus un 30% que considera lo contrario. Mientras que Montería es la única ciudad donde más del 50% de la población considera que las cosas van por buen camino, en Armenia y Cúcuta cerca de 7 de cada 10 ciudadanos percibe que las cosas van por mal camino. A nivel de grupos de edad, el porcentaje de personas mayores de 56 años son más optimistas (41%), mientras que aquellos en el rango de 18 a 25 años (25%) tienen menores porcentajes de optimismo frente a la situación actual en sus ciudades.
  • Predomina la insatisfacción frente a los servicios educativos durante la cuarentena. En ciudades como Quibdó, Buenaventura, Cartagena y Cúcuta, se presentaron los mayores niveles de insatisfacción entre los ciudadanos encuestados. Con relación a la satisfacción, Barranquilla es la ciudad capital con mayores niveles de satisfacción, seguida por Santa Marta y Montería. Al hacer un análisis por niveles socioeconómicos, se identificó que no existe mayor variación en la percepción de satisfacción e insatisfacción a través de los diferentes estratos socioeconómicos.
  • La salud mental de los jóvenes presentó un mayor deterioro durante la cuarentena que la de los adultos mayores de 56 años. Comparada con la salud física (26%), un mayor porcentaje de los ciudadanos encuestados manifestó haber sufrido un deterioro en su salud mental (36%). Por grupos etarios, el porcentaje de jóvenes entre los 18 y 25 años que manifestó que su salud mental está mal comparada con el momento previo a la cuarentena fue mayor (45%) que el porcentaje de mayores de 56 años (28%). En ciudades como Barranquilla y Bogotá, más del 50% de los jóvenes encuestados manifestó un deterioro de su salud mental durante la cuarentena.
  • Los efectos de la pandemia pueden ser una oportunidad para impulsar la movilidad sostenible en las ciudades del país. Comparando el uso de modos como la bicicleta y a pie antes y después del confinamiento, se identificó un aumento en la disposición de uso de estos modos en todas las ciudades encuestadas. En Bogotá, Santa Marta y Cali la variación en el uso de la bicicleta antes y después de la cuarentena fue donde presentó un mayor incremento, mientras que en ciudades como Montería, Manizales y Cúcuta se evidenció mayor disposición a caminar entre los ciudadanos encuestados después del confinamiento.
  • En la mayoría de las ciudades, los ciudadanos encuestados afirmaron sentirse seguros en sus barrios. En ciudades como Pereira, Manizales, Medellín y Provincias (Socorro, San Gil, Vélez y Barbosa en Santander), más del 50% de los ciudadanos manifestaron sentirse seguros o muy seguros en su barrio. Por su parte, ciudades como Cúcuta (58,4%) y Quibdó (50,1%), la situación es contraria, más del 50% por ciento de los encuestados manifestó sentirse inseguro o muy inseguro. Estos niveles de percepción de seguridad pueden tener una relación estrecha con la victimización por delitos, ya que en ciudades como Manizales, Pereira, Medellín y Montería el porcentaje de personas encuestadas que manifestó haber sido víctima de algún delito no superó el 15%, mientras que en ciudades como Cúcuta (33,4%), Buenaventura (27,0%), Bogotá, Quibdó, Cartagena y Cali superaron el 20%.
  • Los ciudadanos encuestados se sienten más satisfechos con la forma en que la alcaldía comunica las decisiones que con la participación ciudadana durante la cuarentena. En ciudades como Medellín, Cartagena y Bogotá, más del 50% de los ciudadanos encuestados manifestaron estar satisfechos con la forma en que la alcaldía comunicó las decisiones durante el confinamiento, en cambio en ciudades como Cúcuta, Tuluá, Provincias, Cajicá y Tocancipá la satisfacción no superó el 15%. Encambio, en relación a la consulta y participación ciudadana, sólo en Cartagena la satisfacción superó el 50% mientras que en el resto de ciudades encuestadas la satisfacción no llegó al 40%, y en casos como Cúcuta y Armenia apenas alcanzó un 11%.
  • Los conflictos con la prestación de los servicios públicos, los servicios de salud y el manejo de deudas predominaron. En todas las ciudades donde se realizó la encuesta, la mayoría de personas negaron haber tenido algún conflicto durante el periodo de confinamiento. No obstante, el conflicto más concurrido reportado fue la prestación de servicios públicos, de servicios de salud y el manejo de deudas. Con relación a los conflictos por prestación de servicios públicos, Bucaramanga y Cajicá son las ciudades que registraron los mayores porcentajes de personas que afirmaron haber tenido algún conflicto relacionado con ese tema superando ambas un 50%. De las personas encuestadas que afirmaron haber tenido algún conflicto, solo un porcentaje inferior al 15% afirmó haber acudido a alguna entidad para resolver el conflicto.
  • Los ciudadanos perciben comportamientos negativos frente a las medidas de bioseguridad. En general, la mayoría de ciudadanos tiene una percepción negativa frente al comportamiento de otros ciudadanos en temas como: el uso de tapabocas, la permanencia en casa durante el confinamiento y el distanciamiento social en espacios y transporte público, lo que refleja una alta desconfianza frente a la responsabilidad y el cuidado en la pandemia. El mantenimiento de la distancia social en la calle y los medios de transporte son el comportamiento que registra un mayor porcentaje de percepción negativa en comparación con el uso del tapabocas y la permanencia en casa. Manizales y Medellín son las ciudades donde se reflejó una mejor percepción del comportamiento de los otros en relación a los diferentes aspectos que se analizaron, sin embargo los porcentajes de percepción positiva siguen siendo bajos.
  • Altos porcentajes de desaprobación frente a la gestión de las alcaldías durante la pandemia. En la mayoría de ciudades, los ciudadanos encuestados manifestaron mayores niveles de insatisfacción con la forma en la que las alcaldías municipales han atendido la emergencia del coronavirus. La situación en ciudades como Cúcuta (75,4%), Tuluá (63,4%) y Armenia (63,3%) es especialmente preocupante, donde se presentan los niveles más altos de insatisfacción entre los ciudadanos encuestados. No obstante, en ciudades como Medellín (53,7%), Cartagena (49,6%), Zipaquirá (47,6%) y Chía (46,9%), los ciudadanos registran mayor satisfacción frente a la gestión de las alcaldías. Estos niveles no presentan variaciones en los diferentes niveles socioeconómicos, pero sí por grupos etarios. Mientras que los adultos mayores de 56 años manifiestan niveles de satisfacción cercanos al 46%, las personas en el rango de 18 a 25 años manifiestan niveles alrededor del 32%.

Los resultados de esta primera encuesta serán complementados por otras dos mediciones y gracias a este instrumento innovador, la Red Cómo Vamos podrá generar un análisis más profundo y continuo en noviembre 2020 y febrero 2021, lo cual permitirá tener un seguimiento de la evolución y cambios en las percepciones y necesidades de la ciudadanía.“MiVozMiCiudad sienta un precedente importante para los programas Cómo Vamos ya que podemos innovar, a través del uso de herramientas digitales, en el monitoreo continuo de la percepción ciudadana, sus necesidades y retos. Esta Encuesta Virtual se presenta como un importante complemento a nuestra tradicional Encuesta de Percepción Ciudadana, y confiamos que va a contribuir a una mejor toma de decisiones en las ciudades” dice Luis Hernán Sáenz, coordinador nacional de la Red de Ciudades Cómo Vamos.

Para conocer los resultados completos del informe nacional puede consultar la página web de la Red de Ciudades Cómo Vamos (http://redcomovamos.org/octubre-2020-resultados-1ra-medicion-encuesta-virtual-mivozmiciudad/) y de Fundación Corona (www.fundacioncorona.org ).


Acerca de Fundación Corona Somos una organización de segundo piso y de origen familiar que durante más de medio siglo ha contribuido al mejoramiento de la calidad de vida, el desarrollo social y la reducción de las inequidades en Colombia. Por medio de la educación y a partir de dos líneas de acción: Educación orientada al Empleo y Educación para la Participación Ciudadanía; en la Fundación Corona buscamos contribuir al fortalecimiento de capacidades que mejoren el bienestar de las poblaciones vulnerables.

Acerca de la Red de Ciudades Cómo Vamos La Red de Ciudades de Cómo Vamos (RCCV) es una alianza entre el sector privado y la sociedad civil centrada en la generación de información confiable y comparable, para medir y hacer un seguimiento de la calidad de vida y la sostenibilidad en las ciudades colombianas. La RCCV tiene como objetivo contribuir al desarrollo de gobiernos locales más efectivos y eficientes, y de ciudadanías más informadas, responsables y participativas. Actualmente la Red reúne 21 iniciativas que agrupan a más de 40 municipios del país, incluyendo 15 ciudades capitales/distritos. La Red tiene 22 años de experiencia trabajando en y con ciudades de todo el país, desde la creación del primer programa en Bogotá, en 1998. La RCCV es una iniciativa liderada por los 21 programas Cómo Vamos y la Fundación Corona. Adicionalmente cuenta con el apoyo de la Cámara de Comercio de Bogotá, el periódico El Tiempo y la Universidad Javeriana como socios nacionales, y de más de 150 socios a nivel regional.

Acerca de Sensata UX Sensata UX es una agencia de investigación centrada en la comprensión y medición de problemáticas sociales, culturales y de mercado. Nuestra mayor innovación yace en la combinación de tecnologías digitales, investigación centrada en el usuario y las más actuales teorías de las ciencias sociales, para entender el por qué detrás del comportamiento de los usuarios.

Artículos

¿Cuál fue la percepción de los ciudadanos sobre su…


  • Los resultados para Bogotá corresponden a la encuesta #MiVozMiCiudad, de la Fundación Corona y la Red de Ciudades Cómo Vamos, que midió a la percepción de más de 12 mil ciudadanos que respondieron la encuesta desarrollada entre julio y agosto de 2020.
  • 29% de las personas encuestadas en Bogotá se consideró pobre. En el nivel socioeconómico bajo la percepción llegó al 40%, frente a un 19% en el nivel medio y 4% en el alto.
  • 43% dijo utilizar el sistema de transporte masivo (Sitp o TransMilenio) antes de iniciar la cuarentena, el 29% lo utilizaría después de que ésta terminara.

Bogotá, 1 de octubre de 2020

Este jueves 1ero de octubre se presentan los resultados la Encuesta Virtual #MiVozMiCiudad realizada por los programas Cómo Vamos, la Red de Ciudades Cómo Vamos y Fundación Corona y de la que hizo parte Bogotá Cómo Vamos, con el apoyo de la firma Sensata UX. La encuesta es una nueva iniciativa de medición y monitoreo que recolecta información de bienestar subjetivo con el fin de abrir espacios para que los ciudadanos manifiesten sus diferentes percepciones y situaciones acerca de su calidad de vida durante el confinamiento y brindar insumos para la toma de decisión durante la coyuntura actual por la COVID-19. #MiVozMiCiudad es un complemento a la tradicional Encuesta de Percepción Ciudadana de los programas Cómo Vamos, que usa herramientas digitales y las redes sociales como mecanismos de innovación para la medición y análisis de información ciudadana; la cual contó con una metodología rigurosa y estrictos protocolos de seguridad informática.

Esta iniciativa contará con tres fases de medición, desde julio de 2020 hasta marzo de 2021. En la primera fase de la Encuesta Virtual #MiVozmiCiudad, en la que Bogotá Cómo Vamos se unió a otros 16 programas Cómo Vamos, se recolectó información de 34 municipios del país alrededor de 11 temáticas como: empleo, salud, movilidad, seguridad, comportamiento ciudadano y gestión pública, entre otros. En el caso de Bogotá, durante un mes, se recopiló la opinión de más de 12 mil ciudadanos de diferentes rangos de edad, género, zonas geográficas y niveles socioeconómicos de nuestra ciudad.

La primera de las tres entregas de resultados se presentará este jueves 1ero de octubre y se podrá ver en vivo a partir de las 10 a.m. en los canales digitales de la Red de Ciudades Cómo Vamos, la Fundación y el periódico EL TIEMPO. Desde las 11 a.m. se presentarán los resultados específicos para Bogotá a través del canal de YouTube de EL TIEMPO y la FanPage de Bogotá Cómo Vamos en Facebook.


Sobre la encuesta:

La primera fase de la encuesta se realizó del 21 de julio al 18 de agosto de 2020, y participaron 12.616 personas de todos los estratos; con rangos de edad que van desde 18 a más de 56 años y fue dividido en las siguiente zonas: norte (Usaquén y Suba), Centro Oriente (Barrios Unidos, Teusaquillo y Chapinero), Centro (Puente Aranda, Los Mártires, La Candelaria y Santa Fe), Sur Oriente (Rafael Uribe Uribe, Antonio Nariño, Usme y San Cristóbal), Sur Occidente (Bosa Tunjuelito y Ciudad Bolívar), y Occidente (Engativá, Fontibón y Kennedy).

“Indagar en los estados subjetivos de bienestar del ser humano es de gran relevancia para las políticas públicas. La medición del bienestar subjetivo, contribuye a conocer las percepciones de los individuos respecto a la calidad de vida que están viviendo, sin estar limitada a la evaluación de terceros ni a lo que los gobiernos crean que es lo deseable para una buena vida. Esto hace que ejercicios como #MiVozMiCiudad sean útiles para complementar la información entregada por los indicadores económicos y sociales tradicionales” dice Mónica Villegas, gerente de Educación para la Participación Ciudadana de la Fundación Corona.


Principales resultados en Bogotá:

El reto frente al optimismo en la ciudad:

Los resultados de la encuesta frente al optimismo, se convierten en un reto para la ciudad. Mientras que el 25% personas consideró que las cosas en Bogotá iban por buen camino, el 46% manifestó lo contrario. Estos resultados se asemejan a los datos arrojados a nivel nacional, donde más de un 40% de la población encuestada dijo sentir que las cosas iban por mal camino, versus un 30%. Montería fue la única ciudad donde más del 50% de la población consideró que las cosas iban por buen camino.

La percepción de pobreza subjetiva es baja a comparación con otras ciudades:

En cuanto a los resultados de pobreza subjetiva, 29% de las personas se consideró pobre; en el nivel socioeconómico bajo la percepción llegó al 40%, la población entre 46 y 55 años (33%) y los mayores de 56 años (35%) tuvieron la percepción más alta por grupos de edad. Por otro lado, en otras ciudades del país, los resultados presentaron valores superiores al 40%, como fue el caso de Quibdó (46,3%), Montería (46,1%), Cartagena (43,9%), Buenaventura (43,1%) y Barranquilla (40,5%).

De los resultados en  salud se resalta el deterioro de la salud mental: 

En la capital del país, del total de las personas encuestadas, el 41% consideró que su salud mental empeoró con respecto a antes del inicio de la cuarentena. El resultado para Bogotá, se encuentra por encima de los resultados nacionales (36%). Por otro lado, tanto en Bogotá como en Barranquilla, más del 50% de los jóvenes encuestados manifestó un deterioro de su salud mental.

Predominó la insatisfacción frente a los servicios educativos durante la cuarentena.

En ciudades como Quibdó, Buenaventura, Cartagena y Cúcuta, se presentaron los mayores niveles de insatisfacción entre los ciudadanos encuestados. Por su parte, Barranquilla fue la ciudad capital con mayores niveles de satisfacción, seguida por Santa Marta y Montería. Entre los encuestados de la capital del país, el 23% dijo sentirse satisfecho con la educación que recibieron los niños, niñas y jóvenes del hogar durante la cuarentena, frente a un 39% que se sintió insatisfecho.

La oportunidad está en la movilidad sostenible:

Si bien el 43% de las personas dijo utilizar el sistema de transporte masivo (Sitp o TransMilenio) antes de iniciar la cuarentena, solo el 29% lo utilizaría después de que ésta terminara. El uso del carro particular, pasaría de un 15% a un 19%. Sin embargo, entre las preferencias para desplazarse en la ciudad se encontraría los modos sostenibles (a pie y bicicleta) al pasar de 14% a un 26%. Ahora, junto con Bogotá, en Santa Marta y Cali la variación en el uso de la bicicleta antes y después de la cuarentena fue donde presentó un mayor incremento.

Los ciudadanos percibieron comportamientos negativos frente a las medidas de bioseguridad:

Los resultados nacionales dan cuenta que, la mayoría de ciudadanos tiene una percepción negativa frente al comportamiento de otros ciudadanos lo que refleja una alta desconfianza interpersonal frente a la responsabilidad y el cuidado en la pandemia. Bogotá tuvo los siguientes resultados: 71% de las personas consideró que los ciudadanos se comportaban mal frente al cumplimiento de permanencia en casa; 77% en el mantenimiento de la distancia social y un 61% frente al uso del tapabocas en calle como en los medios de transporte.

De la satisfacción con la atención de la emergencia y comunicación de las decisiones:  

Contrario a los resultados en ciudades como Cúcuta (75,4%), Tuluá (63,4%) y Armenia (63,3%), que presentaron los niveles más altos de insatisfacción entre los ciudadanos encuestados, en Bogotá el 44% afirmó estar satisfecha en cómo la Alcaldía Mayor ha atendido la emergencia, frente a un 33% que opinó lo contario. Ahora, en ciudades como Medellín, Cartagena y Bogotá más del 50% de los ciudadanos encuestados manifestaron estar satisfechos con la forma en que la alcaldía comunicó las decisiones durante la cuarentena, en cambio en ciudades como Cúcuta, Tuluá, Provincias, Cajicá y Tocancipá la satisfacción no superó el 15%.

“Los resultados para la capital del país, dan cuenta de la importancia de seguir promoviendo y fortaleciendo una gestión pública, abierta, transparente y participativa; de igual manera, muestra la necesidad de continuar priorizando acciones para contener retrocesos en la lucha contra la pobreza así como la importancia de territorializar políticas públicas y generar programas para la población vulnerable, mejorar la seguridad y tomar medidas urgentes para la reactivación y recuperación económica de la ciudad”, dice Felipe Bogotá, Director de Bogotá Cómo Vamos.

Los resultados para Bogotá  y la ficha técnica de la encuesta los puede consultar en www.bogotacomovamos.org. Para el informe nacional puede consultar en https://redcomovamos.org/

Artículos

Presentación primera fase de resultados Bogotá, Encuesta virtual Mi…

  • “Mi Voz Mi Ciudad” es una nueva iniciativa de medición y monitoreo, que Bogotá Cómo Vamos, de la mano de la Red de Ciudades Cómo Vamos y la Fundación Corona, realiza con el fin de recoger información de percepción ciudadana y calidad de vida para brindar insumos para la toma de decisiones durante la coyuntura.
  • Los resultados de esta primera entrega para la capital del país, corresponden a la percepción de 12 mil personas que respondieron la encuesta entre julio y
  • La presentación de resultados de Bogotá se realizará el jueves 1 de octubre a las 11:00 a.m. a través de la cuenta de YouTube de El Tiempo y la FanPage de Bogotá Cómo Vamos en Facebook.

Bogotá, 30 de septiembre de 2020

El próximo jueves 1 de octubre, Bogotá Cómo Vamos entregará la primera serie de resultados de la Encuesta virtual “Mi Voz Mi Ciudad”, que muestra la opinión ciudadana en temas como: situación económica, empleo, salud, movilidad, comportamiento ciudadano, gestión pública, entre otros.

Los resultados para Bogotá corresponden a la percepción de 12.616 personas que respondieron el formulario entre el 21 de julio y el 18 de agosto.  Los datos obtenidos se muestran de manera desagregada por nivel socioeconómico, género, rangos de edad y zonas de la ciudad.

Teniendo en cuenta la coyuntura generada por la Covid-19 se adelantó esta nueva iniciativa, como complemento a la tradicional Encuesta de Percepción Ciudadana, haciendo uso de herramientas digitales y redes sociales como mecanismos de innovación para la medición y análisis de información ciudadana, en medio de las condiciones de aislamiento preventivo.

El formulario contó con 50 preguntas en 11 ejes temáticos: prospectiva, situación económica y pobreza, salud, espacio público y medio ambiente, educación, movilidad urbana, servicios públicos, seguridad, justicia, participación ciudadana y corresponsabilidad y gestión pública.

 “Mi Voz Mi Ciudad” es el nombre de la nueva serie de encuestas virtuales que la Red de Ciudades Cómo Vamos y Fundación Corona lanzaron en 17 programas Cómo Vamos, a nivel nacional, con el fin de medir y realizar un monitoreo a la percepción ciudadana y a la calidad de vida. Ésta corresponde a la primera, de una serie de 3 fases de medición que van desde julio 2020 hasta marzo 2021.

La primera de las tres entregas de resultados se presentará este jueves 1ero de octubre y se podrá ver en vivo a partir de las 10 a.m. en los canales digitales de la Red de Ciudades Cómo Vamos, la Fundación y el periódico EL TIEMPO. Desde las 11 a.m. se presentarán los resultados específicos para Bogotá a través del canal de YouTube de EL TIEMPO y la FanPage de Bogotá Cómo Vamos en Facebook.

¡Los esperamos!

Fecha: Jueves, 1 de octubre.

Lugar: www.youtube.com/ElTiempo y https://www.facebook.com/programabogotacomovamos

Hora: 11:00 a.m. – 12:00 p.m.


Sobre Bogotá Cómo Vamos

Bogotá Cómo Vamos nació en 1998 como un ejercicio ciudadano, independiente e imparcial. Desde entonces, se ha caracterizado por ejercer un control social a la gestión pública de la capital, por medir las transformaciones de Bogotá y por realizar una veeduría propositiva que fomenta la rendición de cuentas de las diferentes administraciones frente a los temas que afectan la calidad de vida de los bogotanos.

La Fundación Corona, El Tiempo Casa Editorial, la Pontificia Universidad Javeriana y la Cámara de Comercio de Bogotá se unieron hace 22 años para conformar esta iniciativa ciudadana, la cual ha sido replicada en otras ciudades de Colombia y en países de América Latina y el Caribe.

Esta alianza de la sociedad civil ha logrado mantenerse unida, por más de dos décadas, con el propósito de mirar cómo avanza Bogotá; su ejercicio ha sido un mecanismo para promover gobiernos más transparentes y abiertos a la participación ciudadana.

Artículos

Seis desafíos estratégicos para una reactivación sostenible y corresponsable…

* Bogotá en 2019, presentó avances en salud y economía, con la llegada de la Covid – 19, se presentan retos en cuanto a lucha contra la pobreza, mercado laboral, inequidades de algunos sectores de la población, desafíos en hábitat y ruralidad, además de movilidad.

*  El informe, que presenta indicadores 2019, incluye un análisis de los impactos de la Covid-19 y plantea principales retos de la ciudad,  fue divulgado hoy en un evento virtual, transmitido a través de EL TIEMPO, con la participación de Elkin Velásquez, Director de ONU Hábitat para Latinoamérica y el Caribe y Secretarios del gabinete Distrital y otros expertos.

* Bogotá Cómo Vamos y sus socios, a propósito de este informe, recalcan los aspectos especiales de la crisis de la  Covid-19 que repercutirán en los indicadores de calidad de vida y suponen retos históricos para la ciudad, por eso hace un llamado a la corresponsabilidad y al trabajo entre lo público y lo privado, para la reactivación  sostenible y responsable de los diferentes actores de la ciudad; que redunde en mejorar la calidad de vida de los bogotanos. 

 

Bogotá, 27 de agosto de 2020

En el Vigésimo Segundo Informe de Calidad de Vida del programa Bogotá Cómo Vamos se presentan avances en salud en cuanto a mortalidad materno infantil, situación nutricional y salud sexual y reproductiva, pero se notan retos en cuanto a lucha contra la pobreza, mercado laboral, inequidades estructurales de algunos sectores de la población. En medio ambiente se refleja una mejora en indicadores claves, no obstante hay desafíos en hábitat y ruralidad, además persisten los desafíos en materia de movilidad. La calidad del aire permanece aceptable y el entorno de las finanzas públicas es favorable.

El 2020 está marcado por la crisis sanitaria y económica de mayor impacto que ha sufrido nuestro país, en la historia reciente. La Covid-19 ha causado efectos negativos en la calidad de vida desde dimensiones básicas como salud, educación, mercado laboral, seguridad, hasta dimensiones del entorno económico público y privado; teniendo como resultado una recesión económica y productiva.

Esta crisis tiene causas estructurales y raíces profundas relacionadas a un modelo de ciudad que tiene desafíos en ser más inclusiva, sostenible, segura y resiliente; y que necesita de la corresponsabilidad de diferentes actores públicos, privados, así como de la participación ciudadana a nivel individual y colectivo.

El Informe de Calidad de Vida, muestra el estado general de la ciudad y de cada uno de los sectores en indicadores claves previo a la pandemia, las transformaciones generadas por la  Covid-19, así como los principales retos que enfrentará la ciudad y cada uno de los sectores.

Con base en esto, desde Bogotá Cómo Vamos, y a partir de los indicadores que dan cuenta cómo venía la ciudad en el último año en sectores como: entorno económico, salud, seguridad, movilidad, educación, entre otros; queremos socializar y posicionar en la agenda pública y privada 6 desafíos estratégicos de ciudad: 1) Contener la pobreza y abordar sus principales causas; 2) Territorializar las políticas y programas; 3) Trabajar hacia la equidad de género, juvenil y adulto mayor; 4) Mejorar el Hábitat Urbano; 5) Promover la Movilidad Sostenible y 6) Impulsar la reactivación económica privada y pública.

Bogotá Cómo Vamos busca aportar, a partir de los indicadores registrados por la ciudad en 2019, para que se tomen decisiones en políticas públicas para enfrentar la crisis.


¿CÓMO VA BOGOTÁ?

Educación

  • Reducción de matrícula. En 2019 se redujo la matrícula de niños, niñas y jóvenes matriculados en instituciones públicas y privadas en 14.321 estudiantes. El total de matriculados en el año fue de 1.328.268.
  • Baja la calidad de la educación. En 2019, sólo el 16,8% de las instituciones oficiales de la ciudad, tuvieron calificación A y A+ en las pruebas SABER 11. En 2018, esta cifra fue de 26,7%.

Salud pública

  • Baja la cobertura en salud. Para el año 2016, la cobertura de afiliación al Sistema General de Seguridad Social (SGSS) era de 95,3% y para el 2019 fue de 94,1%.
  • 773 casos de mortalidad infantil. En 2019, la tasa de mortalidad infantil (menores de 1 año) fue 9,1 nacidos vivos.
  • Embarazo en jóvenes. Los embarazos de mujeres entre los 15 – 19 años se redujeron un 10,59% en 2019, 1.131 casos menos.

Hábitat, medio ambiente y ruralidad. 

  • El número más bajo de viviendas VIS. En 2019 se iniciaron aproximadamente 16.000 viviendas no VIS, 1.000 VIS y 4.000 VIP. Estas cifras presentan los valores más bajo desde el año 2004.
  • Mejora la calidad del aire. Para 2019 se presentó la concentración más baja de PM10 de los últimos 5 años, (35 µg/m3).
  • Aumento del avalúo rural. En los últimos 4 años, aumentó a $ 269.804.035.500 el avalúo catastral para el predio rural.
  • Aumento en predios rurales: en los últimos 4 años se aumentó a 29.081 los predios de carácter rural, siendo las localidades de Bosa, Kennedy y Ciudad Bolívar las más representativas.

Movilidad

  • Aumento de vehículos. Entre 2009 y 2019 el número de automóviles aumentó en un 83%. En la ciudad se realizan más de 13 millones de viajes diarios.
  • Menos víctimas. Entre 2019 se logró una reducción del 16.3% en víctimas fatales de tránsito, lo que representa 80 personas menos.

Seguridad y Convivencia:

  • 3 casos menos en el total de homicidios: La tasa de homicidios fue de 13,9 en 2019, con un total de 1.086 casos, 3 casos menos frente a 2018. Las localidades con la tasa más altas fueron: Bosa (56,2), Fontibón (52,8), Rafael Uribe Uribe (27,2).
  • Aumento de 20,2% en hurto a personas: Pasó de 105.943 a 127.363 casos. Chapinero (10.737,2), Santa Fe (8.718,7), y La Candelaria (8.320,8) tienen las tasas de hurto a personas más altas.

Entorno económico.

  • Crecimiento del PIB: Bogotá creció 3,6% en su PIB en 2019, valor superior al crecimiento promedio (3,4%) de los últimos 10 años, la expectativa para el 2020 era un crecimiento de 4%.

Gestión y finanzas públicas

  • Aumento de los ingresos. Respecto al 2018, se presentó un aumento del 11,3% de los ingresos totales de la ciudad, los cuales ascendieron a 19,3 billones de pesos, con una variación de ingresos corrientes de 2 billones. El ICA, con el 42,5% fue el principal ingreso tributario de la ciudad, seguido por el impuesto predial con el 36,2%,

Desafío No. 1  – Contener la Pobreza y abordar sus principales causas

Bogotá venía disminuyendo la pobreza monetaria y multidimensional en los últimos años. Según el DANE, la capital había reducido la pobreza multidimensional para 2018 en 1,6 puntos porcentuales respecto al año 2017. Sin embargo, para el año 2019 se evidenció un incremento del 3% ubicándolo en 7,1%. Teniendo un comportamiento diferente al observado a nivel nacional, donde este pasó de 19,1% en 2018 a 17,5% en 2019.

De acuerdo a Naciones Unidas y a proyecciones de la CEPAL, la crisis de la Covid-19 puede revertir décadas el avance en la lucha contra la pobreza y aumentar los niveles de desigualdad, en América Latina el número de personas en situación de pobreza se incrementará en 45.4 millones en 2020, lo que podría ser dramático también para Bogotá.

En educación Bogotá tuvo avances relacionados en primera infancia, educación superior y algunos relativos respecto a jornada única. No obstante, hubo retrocesos relacionados a la calidad y cobertura del sector.

La preocupación es mayor puesto que la crisis sanitaria ha mostrado las desigualdades del sector a nivel  social, de infraestructura, cuerpo docente, métodos de aprendizaje y adaptabilidad a los nuevos retos en términos tecnológicos y pedagógicos.  Debido a la pandemia, muchos estudiantes están desertando de las aulas. Uno de los principales retos para el sector es evitar la deserción escolar y la disminución de la matrícula para el 2020 y 2021.

Previo a la pandemia ya preocupaba el aumento del porcentaje de población que no contaba con ningún tipo de cobertura en seguridad social, en el año 2016 la cobertura total de afiliación era del 95,3% y para el 2019 alcanzó el 94,1%. En el caso de las coberturas de afiliación al Sistema General de Seguridad Social en Salud (SGSSS), en particular el porcentaje de cobertura de aseguramiento en el régimen contributivo, se verá afectado por el desempleo que a agosto de 2020 presentaba tasas históricas.

En el mercado laboral, al terminar el 2019, en Bogotá había cerca de 4.2 millones de empleados y era la ciudad que más empleo generaba, principalmente en las actividades de servicios (50,2%), comercio (27,5%), industria (14%) y construcción (7,2%). Posterior al mes de marzo, en el periodo entre abril y junio la tasa de desempleo nacional se ubicó en un 20,3% y Bogotá en 23,6%; un poco más de 3 puntos porcentuales por encima del promedio nacional y de 13,3 puntos, frente al mismo periodo del año pasado (10,3%). En consecuencia, esto trae graves derivaciones en los ingresos de los hogares generando presión en los indicadores de pobreza.

Recomendaciones:

  • Focalizar las medidas en sectores claves de educación, salud y empleo. Creación de políticas públicas teniendo como base el cuidado de la salud pública.
  • Mantener las transferencias de recursos hacia poblaciones vulnerables que mitiguen el impacto que seguirá teniendo la pandemia en los ingresos de los hogares.
  • En educación toma relevancia aprovechar el contexto de la pandemia para buscar reducir las brechas existentes en el sistema educativo, por ejemplo, las brechas digitales, uso y apropiación de tecnologías desde la perspectiva docente y de los estudiantes.
  • Trabajar en conjunto con el Ministerio de Salud y Protección Social para buscar alternativas a la afiliación y poder garantizar el acceso a los servicios de salud para la población no asegurada.
  • Continuar la reactivación económica y el ingreso en la industria, la construcción, el comercio, y los servicios empresariales y personales; que son la fuente de empleo e ingresos de la mayor parte de la población ocupada.

Desafío No. 2  – Territorializar las políticas y programas

Para el sector de vivienda y hábitat, el déficit cuantitativo, se concentra en las localidades del Sur Oriente superando el 15% de los hogares, y que viene aumentando desde 2014. El déficit cuantitativo también aumentó en las localidades del Sur Occidente en 2017 frente a 2014.

La tasa de homicidios en la ciudad fue de 13,9 en 2019, con un total de 1.086 casos. Esto representa una reducción de apenas 3 casos frente al 2018 (1.089). Las localidades con la tasa de homicidios por cada 100.00 habitantes más altas se encontraban en Bosa (56,2), Fontibón (52,8), Rafael Uribe Uribe (27,2). Las localidades con mayor vulnerabilidad podrán verse impactadas en seguridad por la pandemia, debido a que son el epicentro de las diferentes problemáticas sociales y económicas que se han generado.

Los resultados en medio ambiente, evidencian la disparidad territorial. Para el año 2019 se registró la concentración más baja de PM10 de los últimos cinco años (35 µg/m3); sin embargo, continúa muy por encima de lo recomendado por la OMS (20 μg/m3); las estaciones que registraron la mayor concentración de PM10 fueron Suba y Carvajal-Sevillana. Asimismo, el promedio anual a nivel ciudad de PM2.5 para el año 2019 fue de 18 µg/m3, con un aumento de 1 µg/m3 respecto al año anterior, donde las estaciones con mayores valores de PM2.5 fueron Carvajal-Sevillana y Kennedy.

La población en áreas rurales es, particularmente, más vulnerable a los efectos de la pandemia, por lo que se debe pensar en invertir en infraestructura verde, promover alianzas con municipios cercanos, a fin de fomentar vínculos relacionados para fortalecer los servicios ambientales y las ofertas alimentarias.

Recomendaciones:

  • Focalización políticas públicas de forma eficaz y efectiva en los territorios donde se concentran las desigualdades sociales.
  • Focalizar acciones en UPZ de mayor vulnerabilidad, especialmente en territorios donde confluyen problemáticas a escala multidimensional.
  • Elevar la importancia de la UPZ como un espacio urbano donde se pueden generar soluciones más adaptadas a las necesidades de los contextos barriales.

Desafío No. 3 – Trabajar hacia la equidad de género, juvenil y adulto mayor

En materia de desempleo los grupos más afectados han sido los jóvenes, las mujeres y las personas con menor nivel educativo. La tasa de desempleo de los jóvenes de 14 a 28 años fue 33,3% y la de las mujeres 20,7% (trimestre marzo-mayo). Esto es explicado porque son grupos poblacionales en actividades con menor estabilidad laboral.

Desde el ámbito de seguridad se ha presentado otro factor alarmante durante la pandemia relacionado a la violencia de género e intrafamiliar, explicada por el confinamiento. Según la Naciones Unidas, durante el periodo de la Covid-19 se han incrementado las denuncias por violencia al interior de los hogares contra mujeres, niñas y niños. En el caso de Bogotá, la ciudad se ubicó en el primer lugar de llamadas por la línea nacional con el 42% del total, además de las llamadas a la Línea Púrpura de la Secretaría Distrital de la Mujer que aumentaron en un 225%.

En Bogotá la población de 60 años en 2005 representaba el 8,3% de la población, mientras que para el 2018 fue del 12,8%. La Covid-19 ha puesto alertas en la población mayor, ya que, una consecuencia derivada de las medidas de confinamiento, son las dificultades de acceso a los servicios de salud, en especial para aquellas personas con condiciones crónicas no transmisibles que requieren continuidad en sus tratamientos. Esta continuidad puede verse afectada tanto por las restricciones a la movilidad, así como por el cierre de servicios relacionados.

Recomendaciones:

  • Desarrollar estrategias que tengan en cuenta el enfoque diferencial de grupos poblacionales después de la pandemia.
  • Realizar medidas de emergencia, auxilio permanente y estructurales para combatir la violencia de género
  • Establecer estrategias de recuperación de empleo para la juventud y promover medidas en la etapa primer empleo como formación dual.
  • Acelerar el programa de ayuda a 20.000 estudiantes de Bogotá para ingresar a instituciones públicas y privadas de educación superior y de educación para el trabajo. Articular a las instituciones que ofrecen becas a estudiantes de bajos ingresos en alineación con la vocación productiva de la ciudad y los programas de subsidio a la matrícula.
  • Proyectar las medidas de protección social hacía la población mayor debido a su tendencia creciente.

Desafío No. 4 – Mejorar el Hábitat Urbano 

El censo 2018 evidenció un cambio en la demografía de Bogotá y la región, dado que el crecimiento poblacional de la capital se ha desacelerado a favor del aumento en la población de los municipios vecinos . En promedio, la región metropolitana, creció un 3,22% anual mientras que la población en Bogotá creció menos del 1%. Se destaca la voluntad política y regional del Distrito y los municipios de Cundinamarca en impulsar la conformación de la Región Metropolitana Bogotá-Cundinamarca, la cual es fundamental para poner en la agenda de trabajo, proyectos articulados sobre problemáticas que ya tienen interdependencia hace varios años entre Bogotá y la región.

En cuanto al hábitat urbano, la ciudad presentaba algunos avances en algunos indicadores claves de medio ambiente pero persistían grandes desafíos así como en hábitat y ruralidad, previos a la pandemia. Debido al alto nivel de contagios por Covid – 19, en Bogotá se estima que se puede dar un aumento en la tendencia de los ciudadanos de irse a vivir a municipios vecinos, para así evitar el tránsito por zonas urbanas densamente pobladas.

Bogotá tiene 25.666 viviendas con ocupación temporal y 118.729 viviendas desocupadas, según el censo 2018. La cantidad de viviendas desocupadas supera el número de hogares en déficit cuantitativo, cerca de 96.000, lo cual muestra la falla estructural en el modelo de vivienda para proveer soluciones a las necesidades de las familias. La pandemia de la Covid-19, que ha obligado al confinamiento de la población en sus viviendas, pone nuevamente sobre la mesa el debate de la calidad de la vivienda como un factor diferenciador ante el riesgo de contagio y sus implicaciones en la salud humana.

Recomendaciones:

  • Pensar en las transformaciones que se darán a partir de la pandemia para que se invierta en infraestructura verde y en alianzas con municipios cercanos.
  • Formular políticas que opten por fomentar los medios de transportes no motorizados y amigables con el medio ambiente.
  • Formular un modelo de ocupación sostenible del territorio.
  • Adelantar la Política Integral de Vivienda aprovechando el POT
  • Sacarle provecho a la creación de la Región Metropolitana.
  • Tener en cuenta la influencia de las zonas rurales para asegurar la interrelación urbano-rural que propone el POT.

Desafío No. 5 –  Promover la Movilidad Sostenible

Entre 2011 y 2019 los viajes en modos sostenibles (peatonal, bicicleta, SITP o TPC) han decrecido su participación, pasando del 72,3% al 67,3% . Estos indicadores son el resultado de la insatisfacción que existe en la ciudadanía con la movilidad. Según la Encuesta de Percepción de Bogotá Cómo Vamos, tan solo el 23% de los usuarios de TransMilenio se encontraba satisfecho con el sistema en 2019.

La pandemia ha obligado a transformaciones. En el caso del transporte público se ha mantenido su uso, pero redujo su ocupación máxima al 35%, cifra que puede variar a lo largo del año a medida que se flexibilizan las medidas. Adicionalmente, se destaca el aumento de los bici-carriles, los cuales mitigan un aumento del contagio al momento de movilizarse la población. Por último, es importante anticipar un problema de financiamiento del sistema que ha recaudado menos dinero este año por la disminución de pasajeros.

Recomendaciones:

  • Impulsar una agenda de movilidad sostenible en una articulación público-privada.
  • Buscar la sostenibilidad del modelo de movilidad, desde aspectos sociales, ambientales, económicos y de viabilidad financiera.
  • Continuar la expansión de la red de ciclo-infraestructura y mejorar su conectividad.
  • Mejorar la seguridad vial para los biciusuarios.
  • Proveer la infraestructura necesaria, gestionar eficientemente la operación y diseñar incentivos para que los ciudadanos opten por usar los modos sostenibles
  • Desarrollar nuevas estrategias financieras para asegurar la operación del sistema de transporte masivo y socializarlas a la ciudadanía en tiempos de pandemia.

6) Impulsar la reactivación económica privada y pública

Se estima que Bogotá tenga una caída del crecimiento puede estar entre -4,2% y -8% (SDH, 2020) dependiendo de la duración de la parálisis en la producción de bienes y servicios. A este panorama se suma que el 99% de las empresas son MiPymes, las cuales han sido las más afectadas por falta de liquidez y actividad productiva para mantener a flote sus negocios.

La Covid-19 ha forzado a que se estime que el recaudo disminuiría hasta en 1.3 billones y que haya que cubrir una pérdida de 3.5 billones de pesos.  En 2019 los ingresos totales de la ciudad presentaron un aumento del 11,3% en términos reales; respecto a lo registrado en 2018. Por su parte, el gasto,  representó un crecimiento real anual de 8,1%, respecto a 2018. Se debe destacar  la dinámica del servicio de la deuda de la Administración Distrital. Entre 2016 y 2018 el monto total de la deuda había venido disminuyendo constantemente, resaltando que el monto total de la deuda correspondía al 29% de los ingresos corrientes de la ciudad, lo que está muy por debajo del límite legal de endeudamiento crítico del 80%.

Recomendaciones:

  • Mantener el cuidado de la salud y su armonización con la reactivación económica que permita mantener la apertura de las actividades productivas.
  • Medidas que impacten directamente en los problemas de liquidez de las empresas, en especial a las MiPymes, que buscan mantener sus negocios y proteger el empleo.
  • Impulsar la transformación productiva y el desarrollo de sectores con potencial de crecimiento.
  • Aprovechar la estrategia de especialización inteligente y las iniciativas de clúster para elevar la productividad de las empresas y el desarrollo de proyectos que mejoren su entorno en materia de ciencia, tecnología e innovación.
  • Establecer incentivos y medidas para la generación de empleo a mujeres y jóvenes.
  • Fomentar la inversión pública para incentivar la oferta y demanda privada.

Durante varios meses, el equipo de Bogotá Cómo Vamos junto con el direccionamiento estratégico de sus cuatro (4) socios fundadores, Fundación Corona, El Tiempo Casa Editorial, la Pontificia Universidad Javeriana y la Cámara de Comercio de Bogotá, tuvo la colaboración de un grupo de alrededor de 50 expertos, además de la realización de mesas de trabajo con la participación de cerca de 150 especialistas.

Este Vigésimo Segundo Informe de Calidad de Vida es una invitación a trabajar por una reactivación sostenible y corresponsable. Viendo la crisis como una oportunidad única de soñar con un nuevo modelo de bienestar, con políticas y programas que mejoren la calidad de vida para la ciudadanía, donde exista corresponsabilidad de todos los actores. Bogotá cuenta con todos los atributos para soñar con seguir siendo un modelo de ciudad para el país y para América Latina.