Resultados del Índice de Situación Nutricional en la Primera Infancia en Bogotá 2020

Índice de Situación Nutricional en la Primera Infancia en Bogotá 2020: 4 de 19 localidades, mejoraron sus resultados con respecto a 2019

* El programa Bogotá Cómo Vamos y la Fundación Éxito entregan el documento “Situación de Seguridad Alimentaria y Nutricional en la Primera Infancia en Bogotá y sus Determinantes Sociales”

*En él se incluye la segunda medición del Índice de la Situación Nutricional en la primera infancia en Bogotá (2020) que da cuenta de los posibles efectos de la pandemia en niños y niñas menores de 5 años en la capital del país.

*Esta segunda medición permite realizar un comparativo frente a los resultados del 2019; sin embargo, se realizaron recálculos en 3 de los indicadores, por cambios en el reporte.

* El índice se calculó para 19 localidades, a excepción de Sumapaz, que, por ser una localidad rural, los datos provenientes de la Encuesta Multipropósito no son comparables con los datos para el área urbana.

2 de diciembre de 2021. El Índice de Situación Nutricional en la Primera Infancia es una herramienta que permite identificar aquellas localidades que tienen presencia de hogares en situación de inseguridad alimentaria y nutricional de sus niños y niñas menores de 5 años. Este estudio busca contribuir para que los diferentes sectores de la administración distrital puedan establecer los territorios con mayor presencia de hogares con peor situación nutricional, para así focalizar el trabajo intersectorial.

Al analizar los resultados 2020 del Índice de Situación Nutricional en la Primera Infancia en Bogotá se evidenció que solo 4 de las 19 localidades mejoraron sus resultados con respecto a 2019: Los Mártires, pasó de 65 a 71 puntos; Tunjuelito, de 39 a 40; Santa Fe, de 38 a 39; y Ciudad Bolívar, pasó de 18 a 21 puntos.

Contrario a lo anterior, 14 localidades registraron un deterioro. Antonio Nariño, que pasó de 60 a 51 puntos; Barrios Unidos, de 76 a 68 y La Candelaria de 60 a 52, fueron las 3 localidades que más registraron una caída frente a la medición anterior. Por su parte, San Cristóbal se mantuvo igual, con un resultado de 23 puntos.

Ahora bien, 4 localidades bajaron en su clasificación: Engativá pasó de desempeño ‘alto’ a ‘medio alto’; Antonio Nariño y La Candelaria pasaron de ‘medio alto’ a ‘medio bajo’, y Bosa pasó de ‘medio bajo’ a ‘bajo’. Por su parte, solo la localidad de Los Mártires subió en la tabla, pasando de desempeño ‘medio alto’ a ‘alto’.


Resultados 2020

Las localidades con un desempeño alto para el año 2020 se encuentran, en su mayoría, al norte de la ciudad y, en la medida en que se avanza hacia el sur, se observa un deterioro paulatino en el desempeño del índice. Cinco (5) localidades se ubicaron en la categoría de desempeño alto, otras 5 en medio alto, 4 en medio bajo y 5 en la última categoría de bajo.

Teusaquillo (89 puntos) y Chapinero (77 puntos) fueron las 2 localidades con mejores resultados 2020 en la medición del Índice de la Situación Nutricional en la primera infancia en Bogotá. Por su parte, Ciudad Bolívar (21) y Usme (13) registraron los más bajos.  

Desempeño Alto (67 y más): se encuentran las localidades de Teusaquillo (89), Chapinero (77), Usaquén (71), Los Mártires (71) y Barrios Unidos (68); las cuales cuentan con condiciones que, en su conjunto, favorecen la situación nutricional de niños y niñas menores de 5 años en la ciudad y, con ello, su derecho a la alimentación.

Desempeño Medio-Alto (53 a 66): se encuentran las localidades de Engativá (66), Suba (63), Puente Aranda (60), Kennedy (53) y Fontibón (53); y su puntaje se da por el detrimento en las dimensiones de seguridad alimentaria y nutricional. Lo anterior quiere decir que, este nivel de desempeño no logra garantizar totalmente la seguridad alimentaria y nutricional de los niños y niñas en la primera infancia y, con ello, su derecho a la alimentación.

Desempeño Medio-Bajo (38 a 52): se encuentran las localidades de La Candelaria (52), Antonio Nariño (51), Tunjuelito (40) y Santa Fe (39).  En este grupo existe un nivel moderado de inseguridad alimentaria y nutricional; es decir, no se garantiza la seguridad alimentaria de las familias y, con ello, el derecho a la alimentación de los niños y niñas en la primera infancia.

Desempeño Bajo (menos de 38): se encuentran las localidades de Bosa (37), Rafael Uribe Uribe (28), San Cristóbal (23), Ciudad Bolívar (21) y Usme (13). En estas localidades hay un deterioro en las tres dimensiones del índice, siendo las localidades con las peores condiciones de situación nutricional en la primera infancia.

Se hace necesario ahondar un poco más en los determinantes sociales relacionados con el derecho a la alimentación de la primera infancia, con el fin de entender las situaciones que impiden o favorecen su garantía.”, agrega el informe.


Recomendaciones generales:

*Redireccionar las políticas públicas dirigidas a la Primera Infancia para que tengan un enfoque integral, que incluyan a las familias y su entorno socioeconómico.

*Mantener los programas que permiten monitorear la salud y bienestar de los niños y garantizar la provisión de canastas de alimentos de alto contenido nutricional.

*Implementar la Guía de Atención a la Desnutrición Crónica, que incluye la articulación intersectorial.

*Atender los problemas emergentes como las repercusiones en la salud mental y mejorar la cobertura de los diferentes servicios de salud dirigidos a la primera infancia.

*Realizar monitoreos y seguimientos integrales con respecto no sólo a la garantía del Derecho a la Alimentación en la primera infancia, sino para los demás derechos de todos los niños y niñas.


Metodología de cálculo del Índice:

Se calcula a partir de variables en 3 dimensiones que lo componen: dimensión socioeconómica: relacionada con determinantes socioeconómicos de la situación nutricional en los hogares que se recogen en el Índice de Pobreza Multidimensional (IPM); dimensión de seguridad alimentaria: relacionada con la percepción de seguridad alimentaria en los hogares (contiene la variable de prevalencia de seguridad alimentaria); y la dimensión del estado nutricional: es la expresión de condiciones de vulnerabilidad, así como de estados de inseguridad alimentaria en los hogares (para ésta se tomaron 4 variables: bajo peso al nacer – desnutrición crónica-  exceso de peso y lactancia materna). Todas las variables tienen un proceso de normalización; es decir, se llevan a una escala entre 0 y 100. Los valores se encuentran enmarcados entre un límite superior de 89 (dado por Teusaquillo) y un límite inferior de 13 (por Usme). Ahora, al ser un cruce de diferentes indicadores el índice como tal no tiene una unidad de medida específica.


Alianza por la Primera Infancia, Bogotá Cómo Vamos y Fundación Éxito.

Desde 2019, Bogotá Cómo Vamos y Fundación Éxito trabajan en alianza para socializar, con información y datos estadísticos objetivos, las condiciones de vida de los niños y niñas menores de 5 años que residen en la capital del país. Su propósito es ayudarle a la Administración Distrital a trazar políticas públicas basadas en evidencia y promover la participación informada de la ciudadanía en decisiones dirigidas a garantizar el bienestar de la Primera Infancia en Bogotá.

El último aporte de esta alianza fue el documento Seguimiento a las recomendaciones realizadas al Plan de Desarrollo Distrital 2020-2024 para mejorar el estado nutricional de la primera infancia en Bogotá’ publicado en agosto de 2021, que identifica los avances respecto a las metas propuestas para la reducción de los indicadores de desnutrición crónica, bajo peso al nacer y exceso de peso en menores de 5 años y, sobre la lactancia materna exclusiva en la ciudad.